BOLIVIA

Alcalde de municipio paceño fue castigado con una hora en el cepo


La autoridad se confiesa militante del MAS y niega líos en su gestión. Es la tercera vez que es sometido a una sanción de estas características. "Más que un castigo físico, es moral, me quieren denigrar", dijo

La autoridad tuvo que someterse a la sanción dispuesta por los pobladores I Foto: radio Fides.
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

26/02/2018

"Profundamente triste", así dice sentirse Javier Delgado, alcalde de San Buenaventura (La Paz), que fue castigado con una pierna por una hora en el cepo (trampa para animales) por presuntamente encabezar una mala gestión.

En entrevista con EL DEBER, la autoridad edil confirmó que es la tercera vez que se somete a un castigo de estas características, en 2015 y 2016 vivió eso en el poblado de Tumupasa y el fin de semana en la comunidad de San José de Uchupiamonas.

Conoce más: 



"Este castigo más que físico es moral, se ha visto que me quieren denigrar, mostrándome como un niño que ha sido castigado por algo que ha hecho mal. Hay gente que no sabe lo que hace, debido a la desinformación", explicó el titular sobre el momento que le tocó vivir.

Habitantes de San Buenaventura promueven el referendo revocatorio contra la autoridad edil, al considerarla "mentirosa"; él se justifica y advierte que hay intereses económicos detrás del intento de sacarlo de la Alcaldía.

Audio del alcalde:

Delgado se describe como "militante del MAS", aunque admite que fue electo por otra sigla, debido a una "división" del oficialismo en el municipio paceño. "No me dejaron defenderme porque todo ya estaba decidido", recuerda el burgomaestre. 



Sostiene que los dirigentes que lo sometieron a una hora al cepo luego pidieron disculpas a los demás presentes. Manifestó que no presentó objeción para evitar enfrentamientos o intransigencia.

Otra de las imágenes del castigo:

La autoridad tuvo la pierna inmovilizada durante una hora.
La autoridad tuvo la pierna inmovilizada durante una hora.

 



 




En esta nota