Así está la doble ruta Montero-Yapacaní, a 2 años del inicio de obras

ESPECIAL

El proyecto consta de 69 kilómetros. Mira un recorrido en videos por los sectores que son parte del tramo: que incluyen el puente paralelo de La Amistad y el puente Yapacaní


Más de 670 obreros se encuentran distribuidos a lo largo de la carretera Montero-Yapacaní, todos trabajando bajo el inclemente sol, y al son del ruido de los motores que generan un centenar de tractores amarillos, la mayoría importados desde China por la empresa asiática Sinohydro, que se adjudicó la doble vía Montero-Yapacaní. El trabajo comenzó en 2016.

Las personas, todos bolivianos contratados por la firma china, están provistas de cascos amarillos, gafas oscuras para proteger sus ojos del polvo de la tierra removida, chalecos verdes lechuga con franjas fluorescentes, bluyín y botas industriales; están dispersadas en tres puntos de ataque: uno, en la construcción del puente paralelo de La Amistad; otro, en el puente Yapacaní y el resto, en los tramos que acondicionan para ser cubiertos por el negro asfalto.

El proyecto, que consta de 69 kilómetros, se lo adjudicó Sinohydro Corporation Limited, por un valor de $us 99 millones. Presenta un avance físico del 31%, de acuerdo con la información vertida por el gerente regional de la Administración Boliviana de Carreteras (ABC), Ademar Rocabado.

La obra engloba la construcción de once puentes, entre ellos el puente de La Amistad, que reemplazará a la estructura metálica y el puente Yapacaní, que se edifica al costado derecho del que hay actualmente en esa ruta. Además, se levantarán dos viaductos que serán colocados en el ingreso y salida del municipio de Portachuelo.

Puente de La Amistad tiene un 35% de avance

EL DEBER se trasladó hasta el municipio de Montero para realizar un recorrido por los tramos que se vienen desarrollando hasta Yapacaní. La primera parada fue el puente de La Amistad, en donde se evidencia un coloso de concreto al costado de una infraestructura metálica que tiene los días contados en este sitio, ya que en noviembre de 2019 será levantado y trasladado hasta otro sitio donde continuará prestando un servicio.

Son casi las 10:00 de un miércoles de agosto y en la moderna estructura hay 64 personas trabajando, cuatro de ellos son chinos, todos realizan diferentes actividades entre soldadura, traslado de bloques de concreto, o acomodo de lozas sobre las vigas potenzadas que descansan sobre los 16 pilotes que sostienen a este gigante de concreto, que cuenta con una extensión de 360 metros.

A la fecha, el puente presenta un avance físico del 35% y ya cuenta con 3.500 metros cúbicos de hormigón. Sobre la plataforma, a 13 metros sobre el lecho del río Piraí, las ráfagas de vientos azotan contra la vestimenta de una veintena de trabajadores que descargan unas pesadas lozas de concreto que transportó hasta arriba un tractor, por momentos es difícil mantener el equilibrio, a la hora de tomar un par de fotografías.

Rocabado señala que el nuevo puente de La Amistad será el primero con cuatro carriles (dos de ida y dos de retorno), que se construye en el departamento de Santa Cruz. Cada carril contará con una dimensión de 3,60 metros, además estará provisto de un separador central.

“La característica principal de este puente es que es el primero en Santa Cruz que tendrá cuatro carriles, a diferencia de los que hemos construido, que fueron solo de dos carriles. En promedio por este puente transitarán al día unos 25.000 vehículos", informó Rocabado.

Ya se vislumbra la doble vía Montero-Yapacaní

Tras abandonar la construcción del nuevo puente de La Amistad, la próxima parada es Portachuelo, donde una extensa mancha negra destaca sobre una marea de color rojizo de la tierra removida al costado de la carretera Montero-Yapacaní.

Se trata de un tramo, que a primera vista da la impresión de que ya se encuentra asfaltado; sin embargo, se trata de una imprimación que protege el terraplén. Son aproximadamente 5 kilómetros y serán los primeros en recibir una carpeta asfáltica de 9 centímetros el próximo mes.

"Este ya es el perfil de lo que va a ser la nueva carretera, en la parte central lleva un canal de drenaje que separará a ambas vías. El tramo de la vía que estamos construyendo cuenta con un ancho de 7,30 metros, la berma interior tiene 1,50 y la exterior de 2,50", explicó el gerente regional de la ABC.

El puente Yapacaní demandará 4.000 metros cúbicos de hormigón

El próximo frente a visitar es la construcción del nuevo puente Yapacaní, el más largo que tendrá el proyecto gracias a sus 980 metros y tras su conclusión funcionará en paralelo al actual puente que hay sobre el río Yapacaní. Ambas plataformas estarán separadas por 50 metros.

Rodrigo Mendoza, fiscal de obras del proyecto doble vía Montero-Yapacaní, dice que el puente contará con 4.000 metros cúbicos de hormigón, de los cuales ya se han vaciado unos 2.500 metros cúbicos.

Mientras el bullicio de un camión mixer, que desparrama concreto interrumpe la tranquilidad de un paisaje que regala la vegetación verde del parque Amboró y se mezcla con el sonido que produce el cauce del río, Ademar Rocabado explica que la técnica que se utiliza en esta construcción es la de tipo dovela sucesiva.

"Para este puente se está usando la técnica dovela sucesiva. De los 17 pilares sale, en ambos costados, la plataforma con hormigón mediante un encofrado, esta técnica permite construir los puentes a partir de estructuras de apoyo con grandes columnas y pilas. Actualmente, contamos con un 55% de avance y estimamos entregarlo a mediados del próximo año", precisó.

 

 

Desde la ABC resaltan que la construcción de estas superestructuras se debe a la necesidad que tiene el sector puesto, que se ha convertido en una zona de alto tráfico vehicular.

La ABC dio la orden de proceder a la empresa constructora Sinohydro nueva adjudicataria de la construcción de la doble vía Montero-Yapacaní, dando así continuidad a los trabajos paralizados tras la rescisión y alejamiento de la empresa Tradeco por incumplimiento de contrato.