SEGURIDAD

Dueño de narcoavioneta va preso y ven pugnas políticas en Beni


Jhonsy Darío Candía Castedo será trasladado al penal de Mocoví, en Trinidad, donde ya se encuentran recluidas su madre, Mayerling Castedo y hermana, Joice


Tras su audiencia con la jueza Ana Gloria Rojas, Jhonsy Darío Candía, saludo a los medios de comunicación. Foto: ROLANDO VILLEGAS
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

06/06/2019

Jhonsy Dario Candía Castedo, hijo de la exfuncionaria de la Gobernación beniana Mayerling Castedo Molina, fue enviado preventivamente al penal de Mocoví, de Trinidad, tras ser identificado por la Policía como el propietario de la avioneta que fue interceptada en Paraguay con 302 kilos de cocaína, la cual era piloteada por su primo, Luis Darío Candía Zelada, preso en ese país.

El fiscal, Luis Enrique Rodríguez, dijo que la aeronave cargó la droga de la hacienda Nueva York de Beni, que es propiedad de Jhonsy. La autoridad indicó que se emitió un mandamiento de aprehensión para el exfuncionario del municipio beniano de Reyes, Humberto Jesús Roca Hurtado, pues la avioneta que fue hallada en Paraguay estaba registrada a su nombre, pese a que era de propiedad de Jhonsy.

Por este caso, ayer se realizó una inspección a una autoventa de la avenida Irala, de donde la familia Candía habría adquirido tres vehículos lujosos por $us 50.000.



Campo político

Ernesto Suárez, exgobernador de Beni, aseguró que Mayerling Castedo Molina fue favorecida por el Movimiento Al Socialismo cuando, como fiscal, propició su suspensión y posterior destitución como gobernador.
“Mayerling Castedo, cuando era fiscal de materia, fue una de las tres fiscales que firmó la acusación formal en contra mía, en diciembre de 2011, cuando se prestó para darme un golpe de Estado con la ley inconstitucional que promulgó este Gobierno justamente para destituir a los gobernadores opositores”, dijo el ahora vicepresidente de Demócratas.

Para Suárez, su juicio -por la compra de un generador de electricidad para San Borja- fue político y la prueba de ello es que Castedo fue recompensada por el MAS al llevarla a trabajar a la Asamblea Departamental de Beni, cuando la presidía Álex Ferrier, luego de que salió del Ministerio Público. Después, cuando Ferrier ganó la Gobernación, la nombró secretaria de Desarrollo Humano, cargo que ocupó hasta 2018.

Hubo más críticas. El candidato de Comunidad Ciudadana, Carlos Mesa, utilizó su Twitter para involucrarse en la discusión. “Los vínculos de funcionarios del Gobierno del MAS con sospechosos de narcotráfico, evidenciados por hechos y fotografías ampliamente difundidas por los medios de comunicación, demuestran que ya es demasiada corrupción, y ya es demasiada penetración del narcotráfico”, escribió.



Por la misma vía, Samuel Doria Medina, jefe de UN que no participa de la lucha electoral, aseguró que este caso es otra prueba de la penetración del narcotráfico en las más altas esferas del Gobierno.

Consultados sobre si este tipo de hechos afectará a la decisión de los votantes, Wálter Chávez, exencargado de la campaña del MAS, y José Luis Santistevan, constitucionalista y analista político, coincidieron en que las afectará poco.

Chávez cree que la oposición y el periodismo serán duros y criticarán estos casos, pero para el votante boliviano el narcotráfico no es un elemento disociativo mientras no haya violencia. “No estamos pensando en que el narcotráfico va a derrumbar las instituciones, como hubo el temor hace un tiempo en Colombia o en México. Es un tema de seguridad ciudadana y va a estar en la agenda, pero, por ejemplo, ya está un mes y medio con el caso Montenegro y no impacta en las encuestas”, graficó.

Santistevan cree que al ciudadano no le afecta el narcotráfico mientras no le afecta directamente. Por eso lo compara con la ecología. “Fíjese que después del descalabro del Tipnis, Evo Morales volvió a ganar”, dijo. Para él, falta una estructura opositora que apunte y persiga a los responsables. Recordó los casos de narcovínculos, en la que una oposición estructurada acabó con Óscar Eíd en la cárcel y Jaime Paz sin visa a EEUU”.



 




En esta nota