PORTADA SANTA CRUZ BOLIVIA MUNDO ECONOMÍA OPINIÓN TENDENCIAS ESCENAS DIEZ SOCIALES CLASIFICADOS
OPINIÓN



| 24/05/2018


No es Odesur el problema

Pareciera que alguien hubiera destapado los contratos con Odesur. Realmente, se han hecho denuncias, pero antes de eso los mismos personeros del Gobierno lo habían contado todo. Lo habían confesado hasta el detalle. Es tan natural para ellos manejar de esa manera la economía, que sin darse cuenta hablan de las reuniones fraternales con los proponentes. Por respeto a la gente y por respeto a la ley, no debieron haberse reunido nunca. Conversan de los contratos, que por respeto a su dignidad no debieron firmar jamás. Porque hasta para parecer honrado hay que tener una comprensión de la realidad que no tienen y hay que tener una delicadeza que tampoco tienen.

El problema no es Odesur. El problema es más serio. Lo que importa es la manera de gobernar, la desaprensiva manera de administrar los recursos públicos. Caen ahora como habían caído en el Fondo Indígena, en Yacimientos, en la CAMC, en ese descuidado manejo de incontables contratos multimillonarios. Se les ha hecho costumbre no licitar, no buscar la mejor oferta, no comparar precios, ni calidades, ni ventajas ni dependencias. Deberían hacerlo siempre, como árbitro intachable, en encuentro de intereses opuestos, pero están convencidos de que es su dinero y no se les ocurre poner el cuidado que exige el manejo limpio de lo ajeno. Entregan contratos y fortunas a los amigos o a los compañeros de partido. Si han repartido los juzgados como si fueran vasos de cerveza, ¿cómo no van a repartir los negocios? Es su fiesta.

La honestidad, el manejo limpio de la cosa pública, tiene dos condiciones. La primera es una actitud personal profundamente ética, honesta hasta la delicadeza. La segunda es el respeto escrupuloso a las leyes, a las normas, a los procedimientos previstos para que sea imposible la más mínima concesión al beneficio personal del administrador púbico. No debe quedar espacio ni para la duda. El gobierno del MAS, que hizo alarde de inaugurar una era de transparencia, que juraba ser ejemplo, ha destrozado todos los principios y los procedimientos establecidos. Ha saltado todos los controles. Todo es tan urgente, que nunca hay tiempo para licitar. Todo es tan estratégico, que siempre es necesario tramarlo en secreto. Todo es tan simple, que se olvidan hasta de los modales. Han desvirtuado la Contraloría, que en lugar de controlar, obedece y calla.

Han buscado un Defensor del Pueblo que no defiende al pueblo, sino defiende a los gobernantes del desagradable control social y de las demandas del pueblo. Ha hecho del Poder Judicial una oficina más del Palacio de Gobierno. En fin, las instancias encargadas de recordar a los poderosos que son servidores, las encargadas de poner límite al más mínimo peligro de abuso de poder, ahora los aíslan y les permiten ser una casta divina con derecho a todo.

Los gobernantes han eliminado todos los controles a su gestión y actúan desbocados. Se acuerdan de las normas y límites solamente para golpear a sus oponentes. El pretexto para todo es la corrección administrativa. El presidente gasta cientos de millones en acuerdos personales, con empresas fantasmales y en amigables charlas de café. Sus alcaldes amigos pueden comprar un dron en la Ramada para facturarlo por millones de dólares. No pasa nada. Pero hay alcaldes de otros partidos entre rejas, no por contratos irregulares, sino simplemente por haber firmado contratos que nadie sabe todavía si son correctos o no lo son.





OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
Carta a la que debiera ser gerente del Hospital de Niños
Otro ministro que los delata
El ministro pregunta si aceptaremos los resultados electorales
Los miedos del ministro
¿Por qué odian la verdad?
¿Por qué callan?
Justicia maldita
Carta de un vocal electoral a papá Noel
Para medir la calidad de un Gobierno
Callo en la conciencia y en la rebeldía
Decencia electoral versus asalto electoral
Cartas para que nada cambie
Preparan su segundo golpe de Estado
¿Qué pasará el 23 de marzo?
¡Dale con el Día de la Mujer!
Un disfraz carnavalero
Candidato a la mala
El fraude que se nos viene encima
El ciudadano, un sujeto político
El ancho camino del MAS
En Facebook


25/06/2019
Los retos de la Bolivia urbana
25/06/2019
La Ley del Artista y el poder del Estado
25/06/2019
Corrupción e informalidad
25/06/2019
Lengua de urucú
24/06/2019
Cuando pase la campaña
24/06/2019
No importa el precio


EL DEBER
 
Te puede interesar
Calificadora Fitch pone perspectiva económica de Bolivia en ‘negativo’
Economía

Calificadora Fitch pone perspectiva económica de Bolivia en ‘negativo’

ESCENAS

Muere 'la Coca' Sarli, ícono del cine argentino

Juan Carlos Rocha es comunicador social, inició su carrera como corresponsal internacional. Su reto es consolidar el salto a la multiplataforma. Foto: JORGE UECHI
SANTA CRUZ

El Grupo EL DEBER da la bienvenida a Juan Carlos Rocha

Diez
TENIS

Nadal critica la elección de cabezas de serie de Wimbledon por favorecer a Federer

Hugo Rojas es un jugador rápido que marcó goles importantes para el Toro en el torneo pasado. Foto. Archivo DIEZ
FÚTBOL

Tres jugadores del Toro warneño han sido tentados por Bolívar

Erwin Sánchez da indicaciones en un partido en el Tahuichi. A su lado Roberto Carlos Fernández (21), uno de los juveniles que se ganó la confianza del DT. Foto. Archivo DIEZ
FÚTBOL

Erwin Sánchez subió a primera a siete jugadores juveniles

Sociales
Candidatas. Fátima Alcázar y María del Carmen Milán representan a Beni en el Miss Bolivia. Hoy se entregarán cinco títulos previos en la Gala de la Belleza
SOCIALES

Beni tiene méritos y encantos para triunfar

Para saber. A los 15 años se inició en el modelaje gracias a Hugo Castellanos, dueño de la agencia Glamour
SOCIALES

Sofía Aragón una mujer multifacética

SOCIALES

La hija de Kate Moss se roba las miradas en la Semana de la Moda de París