MUNDO

FBI cuestiona un memorando que dice que espió la campaña de Trump


La oposición demócrata afirmó que el memorando se basa en información selectiva que no refleja la totalidad del informe clasificado

Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

01/02/2018

El FBI, la policía federal de Estados Unidos, cuestionó el miércoles un memorando confidencial en el que se le acusa de espiar la campaña electoral del presidente Donald Trump, horas después de que el mandatario se pronunciara a favor de su divulgación.

El informe tiene en ascuas a Washington, en momentos en que el fiscal especial Robert Mueller, que investiga la posible interferencia de Rusia en los comicios de 2016 para favorecer a Trump, busca interrogar al presidente.

Los republicanos, que controlan el Ejecutivo y el Congreso, votaron el lunes hacer público el memorando, redactado por Devin Nunes, presidente de la comisión de Inteligencia de la Cámara de Representantes y cercano a Trump.  

Según los republicanos, el reporte muestra cómo desde el Departamento de Justicia (DoJ), bajo el gobierno de Barack Obama y también desde el actual, se ha buscado perjudicar a Trump.

Pero el DoJ y su Buró Federal de Investigaciones (FBI, por sus siglas en inglés) se oponen firmemente a publicar el texto, por considerar que incluye información altamente sensible sobre operaciones de contrainteligencia de Estados Unidos.

El FBI insistió en sus reparos el miércoles en una declaración en la que pone en duda la "exactitud" de la información presentada en el documento de cuatro páginas.

"Como lo expresamos durante nuestra revisión inicial, tenemos serias preocupaciones sobre omisiones de hechos materiales que afectan fundamentalmente a la exactitud de la nota", dijo el FBI, lamentando no haber podido revisar el informe a fondo antes de que se votara su publicación.

Adam Schiff, el demócrata de mayor rango en la comisión de Inteligencia, afirmó el miércoles por la noche, en una carta abierta a Nunes, que se hicieron cambios "sustanciales" al memorando, sin el conocimiento ni la aprobación de los miembros de la comisión, antes de mandarlo a la Casa Blanca. Schiff pidió que se retire el documento actual y se celebre una nueva votación la próxima semana.


 




En esta nota