MUNDO

Crisis por el futuro de un líder de las FARC


La Fiscalía quiere extraditar a EEUU al dirigente “Jesús Santrich” por drogas


El comandante “Jesús Santrich”, acusado por narcotráfico. Foto: AFP
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

16/05/2019

El enfrentamiento entre la Fiscalía General de Colombia y la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) desembocó ayer en una inédita crisis jurídica que llevó a la renuncia del fiscal Néstor Humberto Martínez y de la vicefiscal, ahondando la polarización política existente en torno al acuerdo con las FARC.

En el centro de la controversia está la solicitud de extradición a Estados Unidos del exlíder de las FARC Seuxis Paucias Hernández, alias “Jesús Santrich”, detenido desde el 9 de abril de 2018 bajo la acusación del delito de narcotráfico después de la firma del acuerdo de paz y que fue denegada por la JEP con el argumento de que “por falta de pruebas no pudo evaluarla”.

“La JEP considera que con las pruebas aportadas no se puede evaluar la conducta atribuida a Hernández Solarte ni tampoco determinar la fecha precisa de su realización”, manifestó el tribunal de justicia transicional en un comunicado en el que explicó su decisión.



Con base en ello, ordenó a la Fiscalía “disponer la libertad inmediata” del detenido.

Según la JEP, “el Departamento de Justicia de Estados Unidos no remitió las evidencias solicitadas y en las interceptaciones telefónicas de otro caso enviadas por la Fiscalía no se reveló la conducta atribuida a Hernández Solarte en la solicitud de extradición”.

El acuerdo de paz firmado el 24 de noviembre de 2016 estableció que delitos comunes como el narcotráfico cometidos hasta esa fecha por miembros de las FARC no serían llevados a la justicia ordinaria pero sí aquellos posteriores al 1 de diciembre del mismo año, fecha en la que entró en vigor el pacto que puso fin a más de medio siglo de conflicto armado con esa guerrilla.



 




En esta nota