SOCIEDAD

El firmamento ofrece el espectáculo de la ‘lluvia’ de estrellas fugaces


Partículas dejadas por el cometa Swift-Tuttle se cruzan con la tierra, entran a la atmósfera y la fricción crea los trazos de luz. Se puede observar desde las 22:00 hasta el amanecer en sitios oscuros y abiertos


Escuchar el artículo Pausar Lectura

11/08/2018

Esta noche y la noche del domingo han sido declaradas por los entendidos como las más óptimas para presenciar el espectáculo de la lluvia de estrellas en el firmamento, un fenómeno astral conocido como las perseidas, que se puede observar cada año en agosto en la Tierra.

Sucede que cada año, a mediados de agosto, nuestro planeta atraviesa el rastro de polvo y rocas dejado por el cometa Swift-Tuttle. Durante varias noches, estos pequeños trozos de cometa chocan con la Tierra a más de 200.000 km/h, lo que produce la espectacular lluvia de meteoros que se convierten en cientos de trazos de luz por la fricción con nuestra atmósfera hasta desintegrarse.

“A lo largo del año tenemos varias lluvias de estrellas fugaces, porque la Tierra se encuentra con nubes de material que están orbitando el Sol, al igual que nosotros. El fenómeno de las perseidas se debe al cometa Swift-Tuttle que cada vez que se aproxima al Sol (cada 133 años) se funde por la radiación y va sembrando tras de sí un sendero de polvo que en el espacio queda libre y, en esta época del año, se topa con la Tierra y se fricciona con la atmósfera. Esas partículas se calientan tanto que se tornan incandescentes y parecen estrellas fugaces”, explicó Rubber Muñoz, investigador de la fundación Planetario de la UMSA de La Paz.

Dónde ubicarse

Muñoz alertó que las personas que viven en el hemisferio norte son las más privilegiadas para ver esta maravilla de la naturaleza, debido a que por la combinación entre el movimiento de la Tierra y el de la nube de partículas del cometa hace que todos los trazos de luz parezcan venir de una misma dirección del cielo, un punto que se denomina el radiante, situado en dirección de la constelación de Perseo, de ahí su nombre de perseidas.

En cambio, en el hemisferio sur la constelación Perseo está bastante baja, por lo que la observación será mucho menor, dijo el investigador boliviano y pronosticó que esta noche y la noche del domingo 12 las estrellas fugaces serán más visibles.

En su criterio, el mejor horario para observar es desde las 22:00 hasta las primeras horas de la madrugada del día siguiente, en un lugar despejado y oscuro.

Para poder observar la lluvia de estrellas no hace falta ningún aparato óptico, solo basta con tener paciencia, provisiones y una silla reclinable, indicó Muñoz.

Esta noche y la noche del domingo el cielo estará despejado en Santa Cruz. Y no así en el norte del país ni en parte de la cordillera, dijo Cristina Chirinos, pronosticadora del Senamhi.