ECONOMÍA

El país busca incorporar 1.000 MW a sus reservas de energía


Morales inauguró en Tarija la planta solar de Yunchará, que requirió una inversión de $us 11, 4 millones 

La nueva planta solar en Tarija tuvo una inversión de $us 11,4 millones, está compuesta por 19.151 paneles
Escuchar el artículo Pausar Lectura

09/04/2018

Luego de la inauguración de la planta solar en Yunchará (Tarija), que aportará 5 megavatios al Servicio Interconectado Nacional (SIN), el presidente del país, Juan Evo Morales, sostuvo que Bolivia proyecta incorporar el siguiente año 1.000 megavatios (MW) a su reserva energética con la ejecución e inversión en proyectos para generar energía eléctrica.

Morales señaló que con esa reserva energética se prevé garantizar la exportación de los primeros 100 MW hacia el mercado argentino.
Horas antes, el jefe de Estado destacó la inversión ($us 11,4 millones) realizada en Yunchará y felicitó el trabajo de la Empresa Nacional de Electricidad (ENDE).

La planta solar fotovoltaica de Yunchará es la primera en Bolivia que incorpora 5 MW de energía al SIN, la misma está formada por 19.151 paneles solares policristalinos de 72 células, que están instalados en una superficie de 12 hectáreas en la zona denominada Copacabana.

El gerente general de ENDE Guaracachi,  Carlos Roca, afirmó que la planta solar de Yunchará garantiza el suministro de energía eléctrica y fortalece el sistema eléctrico en el departamento de Tarija, y adelantó que en un futuro se piensa ampliar la potencia de la planta solar y generar unos 20 MW.

A su vez, el presidente de ENDE Corporación, Rafael Alarcón, dijo que la energía solar fotovoltaica permitirá reducir el consumo de 140 millares de pies cúbicos (MMpcd) de gas natural y las emisiones de dióxido de carbono (CO2), algo que, a su criterio,  permite ahorrar en recursos beneficiando al medioambiente.



 




En esta nota