POLÍTICA

Ven que conflictos acumulados más el Dakar forzaron una salida política


A la demanda médica estaba por plegarse el rechazo a la repostulación y eso pudo complicar las cosas. Otros creen que el paso del rally fue un motivo de mucho peso

En diciembre, las manifestaciones de los médicos fueron reprimidas con dureza en la sede de Gobierno
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

05/01/2018

La confluencia de distintos sectores en torno a los médicos con otras demandas, como el rechazo a la repostulación y la amenaza al Dakar por Bolivia, fueron los motivos, según algunos analistas, que llevaron al presidente Evo Morales a tomar la decisión de pedir la derogatoria de los artículos 205 y 137 y la revisión de otros dos del Código del Sistema Penal. 

Para el analista político Carlos Toranzo, de línea crítica al Gobierno, en 24 horas los equipos de asesores del presidente se percataron que ya no eran solamente los galenos los que quedaron al frente, sino  profesionales, transportistas y todo confluyó en un rechazo a la reelección de Morales, lo que pintaba un panorama mayor de conflictividad.

Esto, unido a  la amenaza de los transportistas de bloquear el paso del Dakar, llevó a  la decisión presidencial. “El Gobierno se percató de que estaba camino a perder cada vez más, a la ‘deslegitimación’ y a caer en el ridículo, por eso dio marcha atrás”, aseveró.



El politólogo Álvaro Zuazo cambió el orden de los factores en su lectura. Concluyó que en más de 40 días, al Gobierno “no le temblaron las manos” para reprimir a los médicos y para restregarles que no iba a tocar el artículo 205; pero, a pocos días del paso de la competencia automovilística internacional, “todo el discurso del vicepresidente, que señaló que sin la guerra se sienten incómodos, se cayó y cedieron en todo lo que hace más de un mes hubiera pacificado el país. Sin el Dakar, le apuesto a que la cosa continuaba”.

Daniel Valverde consideró que se generó un escenario  de fuerza.  Manifestó que el Gobierno se abrió muchas grietas y fisuras a partir de susceptibilidades de sectores con el Código y Morales, “creo que en buena hora se dio cuenta de la nueva situación y encomendó esta derogatoria a la Asamblea”. Sostuvo que todo esto al final confluyó con la repostulación. “Creo que hay un antes y un después de ese fallo, se han incrementado los desafectos y el Gobierno lo sabe”.

El abogado Iván Lima consideró que el presidente tomó la decisión para expresar una voluntad clara de solucionar un problema crítico. “Un país sin salud pública durante más de 40 días era insostenible. El presidente y las autoridades son los mandados a garantizar este servicio”. 



 




En esta nota