POLÍTICA

Redactores del proyecto de ley de partidos sugieren primarias en 2024


El exvicepresidente Víctor Hugo Cárdenas afirmó que el MAS ensaya distintas estrategias para postular a Evo Morales más allá de 2025. Los opositores creen que la ley debe ser mandada en consulta al TCP

El anteproyecto duró en su construcción más de un año con talleres y seminarios
Escuchar el artículo Pausar Lectura

26/06/2018

Los asesores externos del Tribunal Supremo Electoral (TSE) y que redactaron el anteproyecto de ley de organizaciones políticas, sugirieron que la implementación de la elección primaria de las candidaturas se fijen para el 2024 y descartaron que sea en la venidera elección general, incluso no se aplicaría en la elección municipal de 2020.

Paulino Guarachi, uno de los expertos, recordó que no solo es la nominación y precisó que se deben ver tiempos, en ese sentido, dijo que las elecciones primarias se podrán aplicar recién en las elecciones de 2024 y no el próximo año, por el tema de plazos, principalmente.

“Lo que precisamos en las disposiciones transitorias está el tiempo en el que debe implementarse, tiene que ser en la próxima elección porque los partidos no podrían registrar a sus militantes, el tiempo es muy corto; por eso se pensó que sea después de la próxima elección general”, dijo y luego añadió que incluso no se podrá aplicar para las elecciones municipales de 2020 y que por eso se pensó en prolongar su aplicación en el futuro. 

En entrevista con EL DEBER, el vocal José Luis Exeni dijo que la Asamblea tendrá que evaluar si son viables las primarias en 2019. Pero, sugirió una evaluación de los tiempos y, al igual que Guarachi, dijo que el principal problema radica en que hay partidos que se están registrando y otros que están ampliando sus bases de datos de militantes.

Según el parágrafo I del artículo 29 de la propuesta del TSE, los partidos deben elegir a su binomio en un proceso electoral simultáneo convocado por el TSE y debe realizarse cuatro meses antes de la convocatoria a elecciones generales y en el que deben participar solo los militantes.

La disposición transitoria tercera señala que la aplicación de esta nominación será progresiva y debe ser implementada plenamente antes de las elecciones de 2024; es ese punto el que deben definir los políticos.

Pero no solo los tiempos y las primarias, el otro experto que participó en la elaboración del anteproyecto, Carlos Hugo Molina, dijo que la propuesta también establece los límites de las candidaturas de los binomios y que no pueden realizarse sin reglas.  

“Cuáles son las condiciones que existen, que se cumpla la legislación constitucional que establece los límites de edad, ejercicio de ciudadanía, periodo de mandato y aquí se contempla el artículo 168 de la Constitución; las condiciones formales, por ejemplo, no se puede proponer a un muerto, el candidato no puede ser un muerto como habido, entonces se debe cumplir desde el punto de vista de la exigencia formal”, dijo Carlos Hugo Molina.

El caso Morales

El exvicepresidente Víctor Hugo Cárdenas afirmó que la propuesta del TSE tiene un claro sentido de beneficiar al MAS y recordó que el mismo vocal José Luis Exeni admitió que la elección de los binomios en primarias es vinculante y que al ser una ley, el ente electoral tendrá que respetar esta nominación.

El parágrafo II del artículo 29 del anteproyecto refiere que la nominación es vinculante, “los resultados de la elección de candidaturas del binomio presidencial serán vinculantes y de cumplimiento obligatorio para el partido político y serán publicados por el TSE”.  Molina recordó que si bien es vinculante para el partido político y para el ente electoral, esta nominación debe cumplir los requisitos de elegibilidad y dijo que ahí entra el artículo 168 de la Carta Magna y la formalidad establecida en la misma propuesta. El parágrafo V del artículo 28 del anteproyecto señala que “las organizaciones políticas garantizarán que quienes conforman las listas de candidaturas cumplan los requisitos de acceso a la función pública y no incurran en las causales de inelegibilidad a cargos públicos”. 

El caso Mesa

Los opositores también observan que una de las limitaciones de las elecciones primarias también vincula al expresidente Carlos de Mesa, quien podría ser designado por cualquier elección primaria y que al ser enjuiciado por el caso Quiborax, el MAS quiere garantizar que el expresidente no sea el candidato.

El ministro de Obras Públicas, Milton Claros, desmintió el contenido político de la demanda que está en la Fiscalía General y dijo que el expresidente menciona una supuesta persecución como forma de evadir el proceso y recordó que es el mismo expresidente quien declaró que no será candidato, pero luego aparece  declarando que quieren invalidarlo políticamente y le recordó su paso como presidente de Bolivia cuando renunció en dos oportunidades, y lo mismo sucedió, dijo, cuando fue vicepresidente.

Claros dijo que si el exmandatario cometió irregularidades tendrá que pagar como lo hace el alcalde de Cochabamba, José María Leyes, quien fue alejado de su cargo y guarda detención domiciliaria.

A través de su blog Mesa expuso ocho irregularidades cometidas por el Gobierno para tapar su responsabilidad en el manejo de este tema y que buscan inhabilitarlo políticamente.

"Busca así un doble resultado: eximir su daño al Estado y eliminar a una figura política relevante en un escenario electoral ficticio, que se basa en la ilegal postulación del primer mandatario a un cuarto periodo presidencial”, escribió el exjefe de Estado el domingo.

Cárdenas no cree que el MAS postergue el tratamiento de la norma y dijo que a todas luces es el más interesado para legitimar de uno u otro modo la repostulación de Evo Morales y que esta propuesta apunta a que el TSE admita una supuesta nominación de su binomio oficialista.

El diputado Wilson Santamaría dijo que la propuesta del TSE puede resultar interesante, pero que nadie garantiza que sea el propio MAS el que cambie el texto y apruebe una ley que no será la que entró por iniciativa del TSE. El MAS es el único que puede garantizar la aprobación de la norma en el Parlamento.

Tanto Paulino Guarachi como Carlos Hugo Molina admitieron, por separado, que la modificación del anteproyecto siempre fue un riesgo porque los partidos tienen sus propios intereses y son los encargados de su aprobación; pero también dijeron que la propuesta resume una amplia difusión de la misma y que incluso se tomó como parámetro la actual ley de partidos, un anteproyecto que fue elaborado hace cinco años y la legislación comparada de otros países en los que se desarrollan las primarias como mecanismo de elección de sus binomios y otras candidaturas.

Guarachi dijo que la idea es crear en Bolivia el multipartidismo y descartó que se apunte a un bipartidismo, y explicó que la participación de militantes en elecciones primarias democratiza la participación.

Por su parte, Carlos Hugo Molina dijo que el otro tema de demanda era el financiamiento público a los partidos que fue resuelto tal como fija el proyecto.

Los datos

1.- El expresidente Carlos Mesa dijo que el MAS intenta impedir una posible candidatura suya y que por eso impulsa el juicio de responsabilidades en su contra.

2.- Cinco expertos actuaron como consultores para la elaboración del anteproyecto de ley de organizaciones políticas, quienes resumieron las propuestas.

3.- Gabriela Canedo, Carlos Hugo Molina, Salvador Romero, Paulino Guarachi y Adolfo Mendoza son los cinco expertos que trabajaron durante más de un año.

4.- Idea Internacional, Aecid, embajada de Suecia, ONU mujeres, Fundación Friedrich Ebert y PNUD Bolivia fueron las entidades internacionales que colaboraron en la propuesta.

5.- La nueva propuesta une la ley de Partidos vigente desde 1999 y la Ley de Agrupaciones Ciudadanas y Pueblos Indígenas que fue aprobada en 2004.

6.- Los opositores creen que el anteproyecto debe ser enviado a consulta al TCP para descartar las demandas posteriores que pueden surgir una vez aprobada.

7.- El diputado Wilson Santamaría dijo que la susceptibilidad es que al ser vinculante la designación primaria debe ser aceptada por el TSE y que provocaría un mayor rechazo a esta propuesta.



 




En esta nota