USTED ELIGE

Partidos llegan al día de inscripción con dudas en sus listas de candidatos


Bolivia Dice No presentó su lista para Santa Cruz, pero aún elabora las del resto del país. Hay enroques en el MAS y sigue el vaivén de nombres, misterios y búsquedas de última hora en el resto de los partidos


Tomás Monasterio y Elianne Capobianco encabezan las listas rojas. Foto: JORGE GUTIÉRREZ
Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

19/07/2019

Así como los ciudadanos esperaron el último minuto para inscribirse para votar, los partidos utilizarán hasta el último segundo para afinar sus listas. Hoy, a medianoche, cierra el plazo para entregar las planchas de postulantes a diputados y senadores por las nueve fuerzas que participarán en las elecciones del 20 de octubre y, hasta el cierre de esta edición, ninguna la tenía cerrada.

Otro que esperó casi hasta medianoche para hacer conocer sus decisiones fue el Tribunal Supremo Electoral. Pese a que la decisión había sido tomada el miércoles por la tarde, Antonio Costas Sitic, vicepresidente del TSE, eligió dar la noticia del rechazo a la renuncia de Edwin Rodríguez a la Vicepresidencia por Bolivia Dice No, a las 22:50, en el programa Que no me pierda de Red Uno.

El rechazo sigue la lógica de la sentencia contra la renuncia de Jaime Paz por el PDC: no puede hacerse antes de la presentación de las listas de candidatos a diputados y senadores, por lo que la prohibición a bajarse de la puja electoral puede terminar hoy.



Las listas

El mayor movimiento del día estuvo en la alianza Bolivia Dice No, que presentó a sus postulantes en Santa Cruz con escasa sorpresa. Mientras tanto, en el Movimiento Al Socialismo se produjeron una serie de enroques que, de momento, indican que Adriana Salvatierra luchará por mantener su curul en la cámara que preside y que Rolando Borda será el primer ‘pluri’.

En Comunidad Ciudadana se han escapado pocos nombres, como el de Juan Pablo Flores, militante local de Sol.bo; Jessica Sulzer, una activista de plataformas, y Ernesto Muñoz, que fue parte del Gobierno de Carlos Mesa. El MNR también entró en la danza de nombres y, aunque aseguran que tendrán una lista completa, ya no están seguros del orden en el que van los candidatos y prefieren aguardar hasta hoy para definirse. “Si le digo ahora por ahí lo hago incurrir en un error”, dijo Leopoldo Chui, postulante a la vicepresidencia por PanBol, que admite que todo se cerrará muy cerca del plazo de entrega.

En La UCS, van completando sus nombres en las primeras filas de la lista, pero aún no hay un documento definitivo.



Sin riesgos

Luego de que incluso en La Paz dieran el nombre de Helena Argirakis como primera candidata a senadora, algo se torció ayer y desde el oficialismo aseguraron que “fue solo un rumor”. Ahora, según el ministro de Comunicación, Manuel Canelas, las listas estarán encabezadas por Salvatierra (Senado) y Borda (Diputados).

Durante la reunión en la que se definieron las precandidaturas en Santa Cruz, el ‘Flaco’ estaba atornillado en la segunda plaza de la Cámara Alta y el MAS barajaba nombres de empresarias para la primera silla. Salvatierra iba como primera diputada plurinominal, siguiendo la ruta de Gabriela Montaño, actual ministra de Salud. Anoche, ni la misma mujer que el miércoles ocupó la presidencia por pocas horas se atrevía a confirmar el orden. “Usted sabe más que yo”, dijo, cuando fue consultada. Lo que sí está confirmado es que solo cinco personas, de los 200 parlamentarios que tiene el oficialismo, optarán por renovar sus curules. Una de ella es Salvatierra. El resto son Susana Rivero (aspira a senadora en Beni), Elmar Callejas (diputado por La Paz), Valeria Silva (diputada por La Paz) y Eva Humé- rez (senadora en Pando). En el departamento amazónico se dará un caso curioso. Puede haber hasta cuatro misses en la pugna electoral. A Humérez se le suman en el MAS Gleissy Noguer y Stephanie Núñez, y ya está con firmada Corina Ferreira, como primera postulante al Senado por CC.

Caras conocidas

Tras el chasco de la renuncia de Edwin Rodríguez, aún candidato a la Vicepresidencia por la alianza roja, parece que los Demócratas apostaron por lo seguro en Santa Cruz y presentaron una lista sin mayores sorpresas. En la franja de seguridad solo aparece como novedad Álvaro Puente, creador de la plataforma Bolivia Dice No, que aceptó la candidatura a segundo diputado plurinominal.



El resto de la lista está integrada por gente que salta de la diputación suplente a la candidatura titular (Tatiana Áñez, José Carlo Gutiérrez, José Alberto Vaca o María Lourdes Landívar), o que trabajan en la Gobernación y el partido. Así, la lista del Senado está encabezada por Tomás Monasterio -actual diputado- y Ruth Lozada -a quien Rubén Costas dejó como gobernadora cuando tuvo que renunciar para reelegirse-. En la lista de diputaciones plurinominales también va a la reelección Eliane Capobianco, persona de confianza de Óscar Ortiz. Durante los discursos, DN se puso el listón bastante alto: ganar en Santa Cruz. Rubén Costas, presidente de la alianza, dijo que, si no consiguen reemplazar a Rodríguez, todos se convertirán en el candidato a vicepresidente y que lo acompañarán puerta a puerta para pedir el voto a los cruceños. “No nos van a parar nunca”, gritó.

Monasterio, por su parte, aseguró que Dios tiene un propósito para cada ser humano y que el de Ortiz es gobernar el país. Asegura que es la verdadera oposición y la única alternativa para “salvar a Bolivia de un Gobierno que nos está llevando a la destrucción o de otro candidato que nos quiere llevar al pasado”.

Del lado programático se ocupó Costas, rescatando el discurso autonomista. Aseguró que el único partido que lucha contra el centralismo y que ahora quieren federalizar la autonomía. “No tenemos que pedirle permiso a nadie para sentirnos bolivianos, y somos cruceños también para asumir un rol protagónico en esta nueva Bolivia”, dijo y añadió que viene el tiempo de la Santa Cruz solidaria con sus ocho hermanos”, arengó. Cuando le tocó el turno a Ortiz, aprovechó el nombre de la alianza para asegurar que el país ya rechazó “a quienes han secuestrado la democracia”. “Bolivia ya no quiere vivir con caudillos, Bolivia no quiere prorroguismo, ya no quiere soportar la corrupción ni aceptar el narcotráfico que está infiltrando todo el Estado, pero tampoco quiere volver al pasado”, dijo. También estrenó nuevo lema de campaña. A sus manos limpias y cuentas claras, sumó la triada “honestidad, seguridad y empleo”.

El caso Rodríguez

Hubo tiempo para acordarse de Rodríguez. Costas dijo duele la traición de un compañero, pero duele más la traición de un amigo. Ortiz, también lo aludió. Aseguró que, con su renuncia, lo único que consiguieron es fortalecer más la alianza. “Ya no podemos aceptar esta Bolivia del pasado, donde todo tenía un precio. Nosotros no nos vendemos, no tenemos precio”.

Parece que Ortiz no tendrá que convivir en la papeleta electoral con un candidato fantasma. Pese a que Antonio Costas Sitic le cerró la puerta a la renuncia de Rodríguez, le abrió una ventana: no puede renunciar hasta hoy a medianoche, pero la próxima semana puede presentar un incidente ante el TSE y la sala plena estará en la obligación de tratarla.

Para el padre del padrón biométrico y decano del TSE, hubo apresuramiento en la aprobación de la Ley de Organizaciones Políticas, ya que olvidaron la posibilidad de renunciar, algo que existe en todos los países.

Puso como ejemplo Uruguay, que hace primarias, pero permite a los candidatos bajarse. En ese sentido, no consideró que las primarias eran un gasto insulso y aseguró que “son vinculantes hasta una fecha”, pero que el ciudadano no perdió su derecho a renunciar a una candidatura porque se lo otorga la Constitución, que está por encima de cualquier ley. Pese a que el mismo tribunal había asegurado que podía ir una franja negra en la papeleta ante alguna renuncia, Costas aseguró anoche que nunca dijeron que no se podía renunciar y recordó que los legisladores no introdujeron ninguna modificación al artículo 108 de la Ley del Régimen Electoral, que establece plazos para la sustitución de candidatos y da dos fechas: 45 y 3 días antes de las elecciones. Así, PDC y BDN tendrán tiempo para hacer cambios.



 




En esta nota