FACEBOOK TWITTER WHATSAPP
SANTA CRUZ

No solo investigarán al galeno que retiró el riñón sano al niño con cáncer

El Ministerio Público informó que la mañana de este jueves acudió al hospital para requerir información sobre la cirugía al niño de tres años que padece de cáncer. Todo el equipo médico será investigado

El error médico por el que un niño de tres años y que padece de cáncer terminó sin ambos riñones ha movilizado a las autoridades de Santa Cruz, al Ministerio de Salud y ha provocado el asombro y las críticas en las redes sociales. El fiscal de Santa Cruz, José Centenaro, confirmó que la investigación no solo será al galeno que practicó la cirugía. Todo el personal médico que tuvo algún grado de participación también será requerido.

De hecho, la mañana de este jueves el fiscal José Parra y agentes policiales llegaron hasta el hospital Oncológico para requerir información del caso, secuestrar los órganos extirpados (que ya fueron remitidos al laboratorio de patología) y pedir la relación nominal del personal médico que participó en la cirugía.

Tanto Centenaro como Parra coincidieron que, pese a que hasta el mediodía todavía los padres no sentaban la denuncia en la Felcc, las investigaciones están encaminadas. Apuntan a la comisión del delito de lesiones gravísimas, “porque involucra un órgano”, dijo Centenaro.

La cirugía

El miércoles por la mañana Sebastián Justiniano, el menor de tres años, fue sometido a una cirugía en la que debían extraerle el riñón izquierdo en el que se le había detectado un tumor; sin embargo, terminó sin el riñón derecho.

Eber Justiniano, en entrevista con EL DEBER Radio, dijo que cuando le entregaron el reporte de la cirugía observó que se extrajo el órgano derecho y fue inmediatamente a consultar a los médicos si se trataba de un error de tipeo, pero no… se habían equivocado.

El médico a cargo de la cirugía, que según informó el secretario de Salud de la Gobernación, Óscar Urenda, trabaja en la Caja Nacional de Salud y hace un trabajo solidario en el Oncológico aceptó que se trataba de un error y el niño fue ingresado nuevamente al quirófano. En menos de tres horas fue sometido a dos intervenciones y se quedó sin los dos riñones.

El estado del menor

Sebastián se encuentra en el hospital de niños Mario Ortiz. “Él ya está estable, está evolucionando bien. Anoche no pudo dormir, pero ya la pasó la fiebre. (Ahora) habla, mira”, contó Eber Justiniano.

Joaquín Monasterio, director del Sedes, explicó que el cáncer ya había hecho metástasis en el pulmón del pequeño Sebastián y que los gastos en el nosocomio de menores estaban cubiertos y que la Gobernación está pendiente del caso.

El Ministerio de Salud también comprometió un equipo especializado para atender al niño y una cajita se ha puesto en el ingreso al hospital de niños para recaudar recursos para los gastos que está realizando la familia.

Si quieres colaborar a la familia de Sebastián, comunícate con este número 67738428

Más sobre el caso |  En Santa Cruz, un médico extirpa por error el riñón sano a un niño con cáncer