FACEBOOK TWITTER WHATSAPP
ECONOMÍA

Cambian al presidente de la ABC tras solo nueve meses de gestión

Lo reemplaza Luis Sánchez, quien estuvo en el cargo en 2011, durante el conflicto por la construcción de la carretera por el Tipnis. El ministro Claros dijo que el cambio se debe a una “decisión del Gobierno”

Luego de apenas nueve meses de gestión, el presidente de la Administradora Boliviana de Carreteras (ABC), Marcos Farith Loayza, fue removido de sus funciones, quedando a cargo Luis Sánchez-Gómez Cuquerella, quien entre 2009 y 2013 había ocupado el puesto.

“Retomar la conducción de la institución es muy importante. El principal desafío que tenemos es la construcción  de carreteras. Este año superan los Bs 9.000 millones en inversión. Es un reto muy duro, centrado en la Agenda Patriótica y nuestro Plan de Desarrollo Económico y Social”, dijo el ministro de Obras Públicas, Milton Claros, al juramentar a la nueva autoridad.

Sin brindar ningún detalle, la autoridad ministerial señaló que el cambio se debía a “una decisión del Gobierno” y deseó que Loayza, quien juró el 21 de agosto de 2017 en reemplazo de Noemí Villegas, pueda colaborar al proceso de cambio del actual Gobierno “desde otro punto”.

Vuelve a la ABC

Luis Sánchez-Gómez retorna a la ABC luego de haberse alejado cinco años de la entidad carretera de la cual fue su presidente.
Agradeció al presidente Evo Morales por la nueva confianza depositada en su persona y aplaudió “el trabajo encomiable” realizado por el ahora expresidente  Marcos Loayza.

Sánchez-Gómez es licenciado en Derecho, fue presidente de la Asamblea Permanente de Derechos Humanos de Cochabamba (2000 - 2003) y viceministro a.i. de Servicios Básicos, entre noviembre de 2006 y marzo de 2007. Ocupó cargos en el Directorio Único de Fondos (DUF) como presidente interino (desde marzo de 2008) y como coordinador técnico general (entre abril de 2007 y marzo 2008), además de ser director ejecutivo de la Entidad Ejecutora de Medio Ambiente y Agua (Emagua) de octubre de 2017 a mayo de 2018.

Durante su primera gestión en la ABC, le tocó manejar la construcción de la carretera Cochabamba-Beni que construiría la empresa brasileña OAS y que pasaría por el Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (Tipnis).

En esa oportunidad, Sánchez advirtió que un trazo alternativo para que no se afecte ese parque iba a representar mayores costos al Estado y desechó la idea. 

Sorpresa por el cambio

Ya desde la anterior semana se rumoraba que Loayza se alejaba del cargo. Incluso, en algunas redes sociales se despedían de él y le mostraban su apoyo.

Sin embargo, los sectores del transporte se vieron sorprendidos por el cambio. 

Édgar Tola, exrepresentante del Comité Ejecutivo del Autotransporte Pesado Nacional (Ceatpenal), recordó que desde hace varios meses se había roto  negociaciones con el Gobierno porque no respondieron las mesas de trabajo desde hace dos años ni se cumplieron acuerdos ni compromisos.

Por su parte, el presidente de la Cámara Boliviana de Transporte (CBT), Gonzalo Baldivieso, dijo estar soprendido por el cambio intempestivo.
“No nos han dicho nada. Lamentablemente vamos a tener que empezar de cero con el nuevo presidente y borrar todo lo que habíamos avanzado. Había un  avance teórico con Loayza, pero faltaba aplicar los acuerdos”, señaló.

Los detonantes

Fuentes del sector de la construcción indicaron que en una de las últimas reuniones de gabinete, el expresidente Loayza fue duramente interpelado por las autoridades del Órgano Ejecutivo, donde se decidió el cambio.

El principal motivo habría sido la falta de gestión en los nueve meses que Loayza presidió la entidad carretera.

Del mismo modo, otras fuentes señalaron que algunos proyectos de envergadura pusieron en evidencia la falta de gestión.

Entre ellos, el retraso de la obra de la autopista La Paz-El Alto, la carretera Porvenir-San Miguel-Puerto Rico en el departamento de Pando y la vía San Borja-Yucumo en el departamento de Beni, donde la empresa ecuatoriana Fopeca estaba encargada de la construcción de 52,97 kilómetros, cuyo financiamiento recae en entidades externas con contraparte de las gobernaciones.

Además de los conflictos con empresas chinas que se estarían adjudicando de manera rápida pero que no hay ejecución, deudas con subcontratistas y conflictos sociales.

Se quiso contrastar esta información con el Ministerio de Obras Públicas, pero el ministro Claros no respondió a preguntas ayer, durante la posesión.
Sin control

El senador de oposición Yerko Núñez criticó la falta de control en la construcción de las carreteras.

“Por ejemplo, la vía Rurrenabaque-Riberalta (en Beni, con $us 579,4 millones de financiamiento) no tiene avance ni control de calidad. Los chinos (Empresa Railway Construction Corporation) son los que se hacen su autocontrol. La empresa que hacía (Consorcio Integración Norte) no lo está haciendo. Los chinos hacen lo que quieren. Pero no es el tema del anterior presidente solamente. Es un tema de fondo”, cuestionó.

De todas maneras, dijo que ojalá que Sánchez pueda ver los informes que ha presentado sobre el descontrol y la falta de monitoreo de las obras que “se caen a pedazos”.

Sobre el regreso de Sánchez a la ABC, cree que, como lo dijo el presidente Evo Morales, la carretera por el Tipnis la van a hacer sí o sí. “Pero el pueblo boliviano va a seguir haciendo resistencia. Ellos tienen una política de destrucción, de no respeto a la consulta previa. Más allá de quién es la persona que dirija estas instituciones, la corrupción va a seguir. Le van a meter con este proyecto”, finalizó.

En la jornada

Decisión del Gobierno
El ministro Milton Claros dijo que el cambio se debe a "una decisión del Gobierno", sin dar otros detalles.

Sin ejecución
Constructores critican que a las empresas chinas les adjudican obras rápidamente, pero no hay ejecución ni control.

Nueve meses
El expresidente de la Administradora de Carreteras Marcos Farith Loayza estuvo en el cargo desde el 21 de agosto de 2017.

Poco avance
Se denunció que algunas obras llevan más de 25 meses en construcción, pero solo hay un 10% de avance de la obra.

Medida ejecutiva
En una reunión del gabinete ministerial, hace unos días, se habría decidido la suerte del ahora expresidente Marcos Loayza del cargo.