El ministro de Gobierno, Carlos Romero, fue interpelado este martes por la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) por la intervención policial realizada en la cárcel de Palmasola, en donde fallecieron siete privados de libertad.

Tras la intervención de Romero, los asambleístas emitieron el voto de confianza en favor de la autoridad, que fue respondiendo una a una a las preguntas que fueron formuladas sobre el accionar de la Policía en la cárcel cruceña.

 

El ministro afirmó que la intervención fue ejecutada para desarticular organizaciones criminales que querían atentar contra la seguridad ciudadana y promover una serie de hechos ilícitos desde la cárcel.

"Si alguien dice que está mal, para mí lo importante es el juicio de la población, mismo que un 80% se ha pronunciado a favor de la intervención en Palmasola", indicó Romero.

Añadió que este operativo demostró la peligrosidad de los reos que se resistieron la acción de la Policía, toda vez que los agentes fueron recibidos por francotiradores que realizaron disparos certeros a órganos vitales de los Policía que actuaron en la intervención en Palmasola.

"De no ser por equipo moderno usado por la Policía, se hubiera lamentado la baja mortal de nueve uniformados. Si alguien quiere juzgarnos y llevarnos a un juicio internacional vamos a ir gustosos, porque tenemos mucho que sustentar y demostrar", concluyó.