La próxima semana se posesionará a los nueve fiscales departamentales de Bolivia, informó este jueves el fiscal general del Estado, Juan Lanchipa, quien reveló que encontró una enorme carga procesal de más de 236.000 causas en trámite, de las cuales el 82% están en los departamentos del eje central.

Indicó que en los distritos de La Paz, Santa Cruz y Cochabamba, cada fiscal tiene asignado entre 600 y 700 causas para resolver.

Tras la reunión de ayer con su antecesor Ramiro Guerrero, para el acto de transferencia de las oficinas y presentación del personal, anunció que las nuevas autoridades judiciales departamentales serán posesionadas la próxima semana y serán designados mediante evaluación de sus perfiles de profesionales.

"El fruto de nuestras acciones demostrará la independencia, la idoneidad del ejercicio del Ministerio Público, estamos conscientes de mejorar", aseguró Lanchipa que fue elegido en el cargo los primeros días de octubre por la mayoría  de votos de la Asamblea Legislativa.