Un mes después de que se conociera el caso de una joven de 18 años que fue ultrajada sexualmente por un grupo de amigos con los que salió a compartir bebidas alcohólicas y drogas, uno de los acusados se declaró culpable y aceptó someterse -de forma voluntaria- a un juicio abreviado. El abogado de la víctima, Andrés Ritter, dijo que este era "un día importante" para la defensa por los datos que aportará a la investigación.

"(La declaración de culpabilidad ) sostiene la teoría de la víctima de que, evidentemente, aquí estamos ante un delito", apuntó Ritter, en entrevista con EL DEBER Radio. Además, expresó su confianza en que los nuevos datos aportados por Alejandro Castro Pinto Viruez -en un documento que fue presentado a la Fiscalía- ayudarán a esclarecer qué fue exactamente lo que ocurrió la noche del 14 de diciembre.

Escucha el audio aquí:

De hecho, el muchacho -que era amigo de la víctima y de los otros cuatro que están privados de libertad, entre ellos un menor de 14 años- detalla que este día se reunió por la tarde en la plaza de Remanzo III con Carlos Alejandro Saavedra Saavedra, Jorge Andrés Justiniano Parada, José Antonio Rosales Franco y el menor de edad, allí pusieron cada uno su cuota para comprar drogas.

También, en el documento al que accedió EL DEBER, cuenta que la droga 'molly' la diluyeron en dos botellas y que uno de estos recipientes quedó en la vagoneta Toyota Rav-4, color blanco y con placa 3143-LDG, de Carlos Alejandro Saavedra Saavedra, en la que -después de haber sido echados de una discoteca de la zona del zoológico al ser encontrados consumiendo drogas- ingresaron al motel Deluxe.

Cabe recordar que el vehículo fue entregado a la Fiscalía casi siete días después del vejamen. Eso no fue todo, la vagoneta estaba lavada. Esto levantó una serie de críticas de la ciudadanía, que sigue de cerca este caso que ha consternado no solo a Santa Cruz sino al país, y de la defensa de la víctima. “Llama la atención y sospecha que el vehículo aparezca lavado siete días después del hecho. Se trató de ocultar las evidencias y justo horas después de la entrega, la Alcaldía clausuró el motel y el boliche. Esperemos que no sea una cortina de humo”, dijo en aquel entonces Andrés Ritter.

En el documento en el que se declara culpable y solicita someterse a un proceso abreviado, que fue firmado por él y por su abogado Juan Pablo Mazzone, Castro Pinto apunta que Carlos Alejandro Saavedra Saavedra fue el que vio por última vez en buen estado de salud a la muchacha y que fue él con quien se entró al baño; posteriormente -siempre según la versión de Castro Pinto- lo haría Jorge Andrés Justiniano Parada.

Hasta antes del lunes 14 enero, fecha en que el abogado de Castro Pinto presentó la solicitud a la Fiscalía (aunque recién se lo hizo público ayer), la defensa del grupo y sus familiares habían defendido la inocencia de los jóvenes, incluso el informe del Instituto de Investigaciones Forenses (IDIF), del 24 de diciembre de 2018, señalaba que no se encontró semen ni espermatozoides en los órganos íntimos de la víctima 

"Esperemos que la Fiscalía se pronuncie y acepte este proceso abreviado, el no hacerlo es porque existen fines oscuros", dijo Ritter.

Esta es la solicitud que presentó Castro Pinto a la Fiscalía: