Bajo estrictas medidas de seguridad para evitar incidentes, el Concejo Municipal de Santa Cruz de la Sierra inició hoy, pasadas las 11:00, la sesión ordinaria en instalaciones del nuevo Mercado Minorista Los Pozos, ubicado en la avenida Alemania entre séptimo y octavo anillo, donde se explicará a los comerciantes el plan de ordenamiento de los mercados.

La sesión estaba prevista que se inicie a las 10:30, pero empezó con una hora de retraso, en medio de la rechifla de los gremiales. El alcalde Percy Fernández llegó a la reunión acompañado de la presidenta del Concejo Municipal, Angélica Sosa y algunos miembros de su gabinete.

Gendarmes se apostaron en las puertas de ingreso y revisaron que los comerciantes no ingresen con botellas, frutas o huevos, solo se les permitió entrar con sus pancartas. A través de estos letreros piden mesas de trabajo, revisión del censo gremial e incluso denuncian algunas irregularidades que estarían cometiendo funcionarios municipales.

En las instalaciones también se pudo observar la presencia de algunos efectivos de la Policía.

Goteras 

En el inicio de la reunión, la lluvia que cayó por dicha zona sirvió para detectar algunos problemas de gotera en la nueva infraestructura, lo que provocó silbidos y abucheos de los gremiales presentes. 

Las autoridades municipales inmediatamente indicaron que el problema se resolverá porque la obra aún no está concluida.

A diferencia de la sesión del miércoles, hasta el mediodía no se escuchaban griteríoy tampoco insultos. Los miembros del ejecutivo empezaron a explicar el avance de la construcción del nuevo mercado.