El ministro de Obras Públicas, Milton Claros, confirmó ayer  que la Secretaría Técnica del tren bioceánico tendrá su sede en Cochabamba (Bolivia). Solo falta que los países involucrados en el proyecto aprueben el organigrama de esa entidad.

“La conformación de la Secretaría Técnica en Bolivia es un hecho, lo único que resta es que se acuerde con los demás países el organigrama”, dijo.

Recordó que el presidente Evo Morales desafió a que este año entre en operaciones la Secretaría Técnica con tres retos importantes, como realizar el estudio a diseño final del tren, consolidar acuerdos con universidades locales y extranjeras, y concretar las sociedades público-privadas para el financiamiento del proyecto.

Los recursos para el proyecto vendrán de Europa, por lo que un consorcio suizo-alemán será el encargado de ejecutar la obra.

Dijo que el proyecto "está adelantado", tomando en cuenta su complejidad  y que se harán alianzas para su financiamiento.

El tren bioceánico tiene un estudio de preinversión hecho por Bolivia y dividido en cuatro ejes: el primero de prospectiva comercial, mercado y alternativas logísticas; el segundo estratégico y corredor resultante; el tercero de evaluación ambiental; y el cuarto complementario de alternativas de trazo, alineamiento definitivo, diseño básico preliminar, costos de construcción y operación. /ABI