Dos periodistas de Bolivia Tv fueron agredidos esta jornada por grupos violentos en Senkata. Les robaron y quemaron sus equipos de trabajo y en determinado momento llegaron a creer que no saldrían vivos de ese sector de la ciudad de El Alto.

“Nos tiraron piedras, en un momento de esos nos vimos acorralados por una turba de gente, tuvimos que escapar. Nosotros solo fuimos a hacer cobertura, la intolerancia de alguna gente hizo que nos quiten la cámara, por fortuna pudimos escapar porque nuestras vidas corrían riesgo”, detalla el relato de uno de los comunicadores afectados.

Lo que vivieron:


Horas después surgió otro video, en el que los bloqueadores admiten que entre tres o cuatro arrebataron la cámara a los periodistas, reconociendo que “si hubiéramos sido hartos, les hubiéramos pegado”, para luego ponerse de acuerdo y quemar lo arrebatado.

Tras el paso del convoy de combustible con destino a la ciudad de La Paz, la transmisión del canal estatal realizó un contacto con sus periodistas en el sector, quienes transmitían en vivo y pedían permiso a los vecinos para acercarse al sitio del conflicto; luego se cortó la señal.

Quemaron sus equipos:


Otra grabación también muestra cómo surgieron los hechos de violencia en la extranca. Grupos violentos comenzaron a atacar las instalaciones de YPFB con piedras, dinamita e iniciaron fogatas, hasta que lograron derribar uno de los muros perimetrales del espacio.