En un comunicado oficial, la Federación Departamental de Trabajadores de Educación Urbana de La Paz, informó que no existen condiciones para que los estudiantes puedan pasar clases debido a los conflictos sociales. 

“Las actividades educativas en unidades fiscales y de convenio en la ciudad de La Paz, El Alto y provincia, quedan suspendidas, hasta que la Dirección Departamental comunique el reinicio de las labores educativas”, se enfatiza en parte del comunicado.

En el documento público igual se agrega que “los conflictos sociales aún no se resolvieron y por la falta de gasolina es imposible ingresar especialmente en provincias que el costo de vida y los pasajes han incrementado irracionalmente”.

El ejecutivo del magisterio urbano de La Paz, Leandro Mamani agregó que en un ampliado del sector se determinó que no se aceptará ningún descuento por no haber pasado clases durante los días del paro cívico, ni por la última semana de disturbios sociales. “Este conflicto no fue provocado por el magisterio. Fue un problema social”, enfatizó.  

Las labores educativas en La Paz y El Alto están suspendidas hace dos semanas y en el resto de ese departamento hace una semana. 

En una entrevista en radio Panamericana el sábado, el titular de la Dirección Departamental de Educación (DDE) de La Paz, Juan Churata, confirmó que no se pueden retomar las clases porque no existe seguridad para los estudiantes por la tensa situación social.

En Yapacaní igual suspenden clases 

Desde la Dirección Distrital de Yapacaní igual confirmaron que por el bloqueo en el ingreso del municipio y por la tensa situación social no se retomarán las labores escolares mañana en las más de 70 unidades educativas de la zona. También se agregó que durante el paro cívico las actividades escolares fueron normales y recién se tuvieron que suspender desde el pasado miércoles por los disturbios.