“Ellos solo piden que el pueblo los proteja, así que nos quedaremos aquí resguardando su integridad”, comprometió uno de los pobladores de Trinidad que hace vigilia afuera del Comando Departamental de Beni, luego de que los efectivos  de la capital beniana se amotinaran.

Los uniformados salieron al balcón de las instalaciones e izaron la tricolor boliviana. Mientras tanto, en Riberalta y Guayaramerín, la población se sumaba a la vigilia, pidiendo que el amotinamiento se repita en esos lugares.

En Pando, luego de que se viralizara la noticia del acuartelamiento en las otras ciudades, los pobladores de Cobija se concentraron afuera del Comando Departamental. Mientras los pandinos gritaban “Policía, escucha, únete a la lucha”, los efectivos llegaban de distintos puntos para replegarse.