Rafael Veliz

A 12 días del inicio del paro indefinido en Santa Cruz, el movimiento cívico nacional y el Comité Nacional por la Defensa de la Democracia (Conade) se radicalizan y resuelven poner un plazo de 48 horas para la renuncia a la Presidencia de Evo Morales, tal como se definió en los últimos cabildos organizados tras las denuncias de fraude durante las elecciones generales del 20 de octubre.

“Tomemos decisiones mucho más duras. Para decirle al tirano que tiene 48 horas para renunciar. Porque el día lunes (4) a las 19:00 y en cumplimiento al compromiso que hicimos en el Cabildo, y el plazo que le estamos dando, porque aquí las mismas personas vamos a tomar determinaciones de que él se vaya”, exclamó Luis Fernando Camacho ante una multitud que lo ovacionó en el Cristo.

La concentración se inició con un minuto de silencio en la memoria de Marcelo Terrazas y Mario Salvatierra.

Junto al presidente cívico cruceño le hablaron al país Juan Carlos Ramos, de Tarija; Eldon Centellas, de Pando; Mariel Torrez, de Oruro; Omar Sánchez y Gonzalo Ferrufino, de Cochabamba; y Chichi Soto y Rolando Villena, de La Paz.

Manifestaron que no pudieron llegar Fernando Llápiz, de Beni y Marco Pumari, de Potosí, por lo que se espera que hoy arriben a la capital cruceña. Camacho dictó el plazo antecedido del anuncio de una carta que iba a enviar al Alto Mando de las Fuerzas Armadas, para que se pongan del lado del pueblo y “no se dejen amedrentar” por ambiciones desmedidas.

El contenido de esta carta fue aprobado por los ciudadanos que acudieron a la concentración. “No estamos derrocando un Gobierno estamos liberando una nación.

El lunes les prometo, les garantizo que la llama que ardimos en el Cabildo, que volvimos a encender el día de las elecciones cuando determinamos el paro indefinido se vuelve a encender”, afirmó Camacho. Según lo determinado, si el presidente no renuncia en el plazo dado por los cívicos, se definirán medidas complementarias al paro, hasta lograr este objetivo.

Evo sobre las protestas

El presidente Evo Morales cuestionó la movilización en Santa Cruz, indicando que solo un pequeño porcentaje de la población lo está haciendo cumplir.

“No son todos los jóvenes, todos los grupos (los que están en el paro), si fuera toda la ciudad, Santa Cruz (de la Sierra) tiene más de un millón de habitantes, nos informan que mil, dos mil personas están sosteniendo el paro”, dijo Morales en el municipio de Toco (Cochabamba) donde entregó un campo deportivo.

La respuesta del líder cívico no se dejó esperar.

“Evo dice que somos 1.000 o 2.000 ¿será que el presidente fue compañero de curso de Linera? Siguen subestimando la inteligencia del pueblo boliviano y burlándose del sacrificio, honor y grandeza de todos, por eso, no vamos a parar hasta que renuncien”, escribió en su cuenta de Twitter.

Representación nacional

Rolando Villena, exdefensor del Pueblo y representantes del Comité Nacional de Defensa de la Democracia (Conade) explicó que en la reunión, cada Comité Cívico hizo una lectura de lo que pasa en cada región en la lucha por la defensa del voto y la democracia.

Villena indicó que la renuncia del coordinador del equipo técnico de la auditoría electoral de la Organización de Estados Americanos (OEA), Arturo Espinoza, es una señal de que no hay una unidad de criterios y que también podría haber presión, para que los informes salgan en la línea que espera el Gobierno, y acabe legalizando al binomio oficialista.

Además manifestó que el trabajo de la auditoría debe levantarse, porque no se ha hecho una consulta previa con el pueblo ni con las instituciones que han estado en movilizaciones. “Le quita autoridad a la misma comisión.

Las movilizaciones van a continuar y más vale que la OEA reciba la señal para que se repliegue y deje sin efecto su trabajo”, indicó. Espinoza, que lideraba el equipo de 30 especialistas y auditores internacionales, dimitió este viernes a su cargo.

Aseguró que su decisión fue para no afectar la parcialidad de los resultados del trabajo auditor al cómputo oficial, puesto que anteriormente se pronunció en contra de la reelección indefinida.

Entre tanto, el presidente dijo que respetará las conclusiones y espera que se demuestre al mundo que el MAS ganó las elecciones y dio a conocer que varios países reconocen esos resultados.

Villena también manifestó que las palabras de Morales, una vez más, muestran que jamás ha aceptado la realidad y minimiza la situación, “cuando en el fondo le duele reconocer que son multitudinario los cabildos que están exigiendo la renuncia del presidente con fundamentación muy clara”.

Los sectores afines al MAS

Los sectores sociales que respaldan al presidente también anunciaron que se movilizarán durante esta semana en defensa del voto que dio ganador al MAS.

 “Nos hemos reunido para analizar la situación del país porque en estos días hemos vivido un pánico de discriminación y racismo todas las mujeres, especialmente las mujeres de pollera, y de condición indígenas”, explicó la secretaria ejecutiva de la Confederación de Mujeres Campesinas e Indígenas “Bartolina Sisa”, Segundina Flores.

Flores adelantó que habrá movilizaciones en La Paz, Cochabamba, Oruro y Tarija en defensa del presidente Evo morales. Dijo que estas manifestaciones serán “pacíficas” y solamente estarán mujeres en las concentraciones.

En Santa Cruz, Demetrio Zeballos, ejecutivo de la Federación de Trabajadores Campesinos, informó que el martes sostendrán una reunión de emergencia para tomar determinaciones en defensa del voto rural y en contra de los bloqueos urbanos, que niega que sea una medida pacífica, ya que asegura que hacen bloqueos con agresiones, cobro de dinero y hay consumo de bebidas alcohólicas.

“Nosotros no estamos haciendo ningún cerco, pero no descartamos realizar uno en defesa del área rural”, aseguró.