En un nuevo hito para la aviación comercial boliviana, Boliviana de Aviación anunció recientemente la incorporación del primero de dos aviones Airbus A330-200, de fabricación europea para sustituir a los actuales Boeing 767-300, en rutas internacionales como Madrid y Miami. 

El cambio representa una modernización completa de su flota de largo alcance, así como una mejora en sus servicios que le permitirá a la línea bandera aumentar su capacidad de asientos en rutas de largo alcance a partir de 2020. 

En ocasión del anuncio, el Gerente General de BoA, Ronald Casso, explicó que el A330 tiene capacidad para 278 pasajeros distribuidas en dos clases de asientos en Clase Ejecutiva y Turísta. 

La configuración de cabina de este modelo de Airbus da al pasajero comodidad y mayor autonomía de movimiento en el pasillo.

La clase Turista dispone de asientos ergonómicos, cada uno con pantalla individual y un sistema de entretenimiento con amplia oferta de música y películas, que además ofrece información del vuelo en tiempo real, para hacer del A330-200 una experiencia a bordo superior, en comparación con los actuales B767-300 que opera BoA. 



BoA tiene espacio para crecer
"Estamos ayudando en el proceso para que sea lo más fácil, eficiente y rápido posible y que el avión pueda estar en operación lo antes posible", explicó Arturo Barreira, director de Airbus para América Latina.
"La experiencia que tenemos con BoA es que es un grupo muy profesional, muy serio. Han hecho una evaluación muy concienzuda y detallada porque estaba en juego una decisión muy importante", recalcó Barreira. 
Aseguró que la fabricante aeroespacial europea ve que el mercado latinoamericano tiene gran potencial de desarrollo. 
"Son economías emergentes con un desarrollo importante de su clase media, lo que facilita su crecimiento. Pensamos que, en un plazo de 15 a 20 años, el tráfico aéreo comercial en la región se va a duplicar. Vemos a BoA con posibilidad de crecimiento bastante importante. Tiene todos los ingredientes para beneficiarse de ese crecimiento", explicó.



Un avión más ligero y eficiente
Durante la presentación, Casso y Barreira destacaron características del A330, como el sistema de control digital fly-by-wire, que eleva el estándar de atención y mejora la eficiencia operacional.
El primero de los dos A330-200 llevará plasmado en el fuselaje el logotipo de Boliviana de Aviación con un patrón de diseño nuevo y colores en acuerdo con las tendencias del mercado aeronáutico para transportar parte de la cultura boliviana a los destinos de estas aeronaves.
El A330-200 tiene un alcance de hasta 12.500 kilómetros (6.750 millas náuticas), lo que permite conectar sin escalas destinos en Sudamérica y de Europa.
El avión está fabricado con materiales novedosos, como aleaciones de metal más ligeras y fuertes, lo que lo convierte en un aparato mucho más liviano. En línea con esto, y con el fin de mejorar su velocidad, el ala del avión ha sido optimizada aerodinámicamente para mayor eficiencia operacional y reducir el consumo de combustible.