La mala fortuna acompaña a Arturo Vidal que desde la pasada temporada está en la mira para ser transferido en el Barcelona. El chileno ingresó en el segundo tiempo del partido ante el Granada, este sábado, y provocó la mano que les dio el penal a los nazaríes para consolidar su triunfo de 2-0 sobre los azulgranas.

Ver desde el minuto 2:40.

 

El volante reemplazó a Iván Rakitic, y con pocos minutos en la cancha, tuvo el error de estirar la mano. El colegiado recurrió al VAR para revisar la jugada y sancionó la pena máxima.

 

Álvaro Vadillo marcó de penal el segundo del Granada que sometió por 2-0 al Barza.