La convocatoria a la X Marcha de las Naciones Indígenas realizada el 6 de septiembre, y que parte este lunes desde San Ignacio de Velasco, ha provocado división entre los indígenas. Los afiliados a la Confederación Indígena del Oriente Boliviano (Cidob) orgánica ratificaron la medida y recibieron apoyo de la Confederación de Organizaciones Indígenas la Cuenca Amazónica (Coica). Afines al Gobierno la descartan y señalan que los medios magnificaron el tema de los incendios en la Chiquitania.

La marcha continúa. El Gobierno quiere paralizarla, por ello ha comprado al primer gran cacique que dice que anuló la medida; sin embargo, fue ratificada por los corregidores de San Ignacio de Velasco”, manifestó Tomás Candia, en contacto telefónico con EL DEBER.

Candia anunció que las comunidades de San Ignacio de Velasco se encuentran fortalecidas y organizadas para llevar adelante la marcha que este lunes partirá a las 15:00 a San Miguel de Velasco, San Rafael, San José, Pailón hasta llegar a la ciudad de Santa Cruz.

El domingo por la noche el primer gran cacique, Rafael Mendoza, había anunciado que las determinaciones que se tomaron en asamblea del 6 de septiembre fueron invalidadas. 

“Es una asamblea del distrito 3 y 6 hemos decidido anular las determinaciones tomadas el 6 de septiembre, que fue llevada adelante por Orlando Socoré y Fernando Rojas”, anunció Mendoza, quien además señaló que serían expulsados de la Cidob. 

La X Marcha de las Naciones Indígenas tiene por objetivo exigir al Gobierno central aplique el artículo 43 de la Ley del Servicio Nacional de Reforma Agraria que establece que las tierras fiscales deben ser dotadas y adjudicadas según su vocación de uso, y de forma preferente a quienes residan en el lugar y en favor de pueblos y comunidad indígenas, campesinas y originarias sin tierra o de aquellas que la posean insuficientemente.

También piden la anulación de la Ley 741 de 2015 que amplía el desmonte de cinco a 20 hectáreas (has) para propiedades pequeñas y colectivas comunitarias para actividades agrícolas, así como del decreto 3973, del 9 de julio de este año, que autoriza los desmontes y la "quema controlada" en predios privados y comunitarios en Beni y Santa Cruz.

Coica apoya la marcha

El líder indígena y responsable de Relaciones Internacionales de la Coica, Adolfo Chávez, manifestó que se encuentra en San Ignacio de Velasco apoyando la marcha X Marcha de las Naciones Indígenas. 

"El Gobierno quiere dividir a los indígenas. Respaldamos la marcha, nuestro objetivo es que los manifestantes no vivan lo que pasó con la marcha en defensa del Tipnis", agregó. 

Acusan a los medios por magnificar

Según ANF, Pedro Vare, dirigente afín al Gobierno, minimizó la medida de protesta y culpó a los medios de comunicación de magnificar los incendios. "Es un fenómeno que mayormente se da todos los años, este año ha sido extremado por los medios de comunicación. Se están tomando todos los recaudos para luchar", dijo.

En esa línea, expresó su sorpresa por la magnitud con la que han presentado los medios la situación en la Chiquitania tomando en cuenta que en otros años ha sido más extremo, pero afirmó que es lógico pues este es un año electoral.

"Los medios ayudan a magnificar. Nosotros estuvimos en las comunidades y territorios ahí hay un planteamiento racional".

 

También te puede interesar: