Todas las apuestas están con Rafael Nadal como campeón del US Open y tras vencer al argentino Diego Schwartzman se puso más cerca de la final. El mallorquín, dos del mundo, selló el marcador con parciales de 6-4, 7-5 y 6-2 en un juego que se extendió dos horas y 47 minutos hasta entrada la madrugada del jueves. Su próximo rival será el italiano Matteo Berrettini, que superó más temprano al francés Gael Monfils en cinco sets.

El español, que avanza a su octava semifinal en este Grand Slam, se posicionó como el gran favorito al trofeo tras la salida de los otros dos miembros del 'Big 3', con el campeón defensor Novak Djokovic abandonando por lesión y Roger Federer eliminado en cuartos de final.

El español había anticipado que sería un duelo difícil y no se equivocó, después de todo Schwartzman entrenó en su academia y conoce de su talento. El Peque lo metió en aprietos en el primer y segundo set, con dos quiebres seguidos en cada manga, que cambiaron el panorama de lo que todos pensaban serían un trámite.

"Muy feliz de como acepté la situación, el desafío, y seguí adelante punto a punto, y aquí estoy en la semifinal y eso significa todo para mi", expresó el mallorquín, que extiende su marca personal ante el argentino a 8-0.

"Nadal es un león en la selva sabe como jugar momentos importantes cada vez. Hemos jugado ocho veces y en cada momento importante ha jugado mejor que yo", dijo el argentino entre risas, que se va no obstante satisfecho con su desempeño en el torneo.

Las semifinales se disputan el viernes con Berrettini como el primer italiano en avanzar a esta instancia en 42 años. "Estoy demasiado feliz, no sé qué decir", dijo Berrettini, que sobre su rival dijo: "es el más grandioso jugador en este deporte. Es impresionante lo que está haciendo, lo admiro".

Sueño de niña

El Nadal-Schwartzman cerró la jornada de cuartos, que abrió con la victoria de la suiza Belinda Bencic sobre la croata Donna Vekic por 7-6 (7/5) y 6-3.

"Soñé con esto desde que era una pequeña niña y aquí estoy, disfrutándolo", dijo la suiza, que derrotó en la ronda previa a la campeona defensora Naomi Osaka, y que aseguró su retorno al Top 10 de la WTA con esta victoria.

Bencic, que disputa su primera semifinal de un Grand Slam, jugará contra la canadiense Bianca Andreescu (15), que antes del partido de Rafa, venció a la belga Elise Mertens (25) por 3-6, 6-2, 6-3.

"Ha sido demasiado loco, hace un año estaba en la Qualy sufriendo de una lesión en la espalda y ahora... ¿es todo esto realidad?", se preguntó en la cancha.

Las dos primeras semifinales quedaron definidas el martes. En el cuadro masculino, el joven Daniil Medvedev se impuso al suizo Stan Wawrinka (7-6 (8/6), 6-3, 3-6 y 6-1) y afrontará al búlgaro Grigor Dimitrov, ganador ante Federer en cinco sets (3-6, 6-4, 3-6, 6-4 y 6-2). Y en el lado de las mujeres, Serena Williams, vencedora ante la china Wang Qiang (6-1, 6-0), afrontará a Elina Svitolina, que se impuso a Johana Konta con un doble 6-4 y derrotó a la estadounidense en su último encuentro, en los Juegos Olímpicos de Rio de Janeiro.

Williams se anotó cómodamente su centésima victoria en el US Open, colocándose apenas un partido por detrás de la ganadora de todos los tiempos, la legendaria Chris Evert. Serena está más cerca de ganar su vigésimo cuarto título de Grand Slam para empatar el récord de la australiana Margaret Court.