En Valencia, España, una madre que sospechaba que su hija de 14 años era abusada sexualmente por su marido de nacionalidad boliviana, decidió colocar a escondidas una cámara de video. El equipo, instalado en el comedor de la vivienda, registró el momento en que el hombre vejaba a la menor. 

Según el diario español La Vanguardia, al conocer sobre este hecho, la Unidad de Familia y Mujer (UFAM) de la Policía Nacional tomó declaraciones a la víctima y a la denunciante, quién además facilitó las imágenes como la prueba principal de las agresiones.

El acusado fue detenido el pasado sábado por la Policía Nacional y puesto a disposición de un juzgado por el delito continuado de agresión sexual, ya que habría violado a su hija en repetidas ocasiones cuando la madre de la menor no se encontraba en la vivienda.

También te puede interesar: