El expresidente francés François Hollande estaba en el objetivo de al menos uno de los miembros de un comando de cinco individuos detenidos a comienzos de mayo por planear un atentado contra el Elíseo.

El canal "BFMTV" presentó este viernes pruebas de que uno de esos sospechosos, un menor de 16 años identificado como Khamid S. arrestado en Estrasburgo (noreste de Francia), quería actuar contra el socialista Hollande, que presidió Francia entre 2012-17.

En el teléfono de este chico de 16 años, que fue imputado y encarcelado, había una foto en la que aparecía él mismo junto al exjefe del Estado en una firma de dedicatorias de su último libro que tuvo lugar a finales de abril en Estrasburgo.

En la imagen, Khamid S. está sentado, sonriente, junto a Hollande y hace un gesto con el índice hacia el cielo que simboliza un acto de fe en el Islam.

Además, había enviado otras dos fotos del expresidente a su hermano y, según las investigadores, se jactó ante un amigo de haberse podido acercar hasta él en esa librería sin haber sido controlado.

A ese amigo le explicó que Hollande, que estuvo en el cargo desde mayo de 2012 hasta mayo de 2017, constituía un objetivo interesante porque lo consideraba el principal responsable de los bombardeos en Siria contra posiciones de grupos integristas.

La Dirección General de la Seguridad Interior (DGSI, los servicios secretos) aconsejaron a partir de esos elementos reforzar la seguridad del anterior presidente.

Te puede interesar: 

Al Bagdadi ofrece una prueba de vida y amenaza con aumentar la lucha global

El mundo condena la matanza del Domingo de Resurrección en Sri Lanka

EEUU incluye a Guardianes de la Revolución de Irán en lista de grupos terroristas