CIENCIA

Vea cómo serán los celulares del futuro


La tendencia es que puedan manejar los aparatos del hogar y nos faciliten las tareas cotidianas. Podrán encender electrodomésticos a distancia, medir el ritmo cardíaco y detectar enfermedades

Los celulares del futuro tendrán aplicaciones capaces de detectar olores y sabores

11/05/2017

A 10 años del iPhone, el teléfono que marcó un antes y un después en la industria, la revolución de los celulares continúa y los expertos apuntan hacia dónde va: en los próximos años veremos teléfonos irrompibles, enrollables y  capaces de detectar enfermedades. 
En los últimos años el celular se convirtió en una extensión de nuestro cuerpo. Lo usamos para despertar (¿quién no usa la alarma del celular?), estar en contacto con amigos, escuchar música, revisar el clima y trabajar. La lista es infinita y para responder a esas necesidades, las grandes empresas trabajan en los celulares del futuro y el periódico Clarín (Argentina) indica algunas de las características que se verán en los próximos años.

Todo terreno
Los fabricantes hacen foco en las baterías y en los materiales. El celular se usa cada vez para más cosas, por lo que es fundamental que la batería deje de ser un dolor de cabeza y apuntan a crear la batería infinita.

Los últimos modelos resisten al agua, pero eso no es nada. Serán capaces de soportar golpes fuertes, polvo, el calor extremo y hasta fuego.

Enrollables
En cuanto a las pantallas, la tendencia es que sean ‘a gusto del cliente’. Si bien llegarán más grandes, serán flexibles y plegables, por lo que será posible tener una pantalla grande como tablet o mínima, según las necesidades. 
Alertas para ir al médico
Los expertos desarrollan aplicaciones que sirvan para monitorear la salud, como escanear la piel para detectar problemas cutáneos, detectar los niveles de glucosa en pacientes diabéticos o problemas cardíacos.

El poder en la mano
La consultora Gartner predice que 25 mil millones de dispositivos estarán conectados para 2030.  Con el smartphone y el internet, manejaremos el lavarropas, las cámaras de seguridad, el aire acondicionado, el aspersor para regar el jardín y cualquier otro objeto conectado a una red.

Obsesión por la seguridad 
En un mundo de espionaje y filtraciones, garantizar la privacidad será un factor clave. Los celulares mejorarán las cámaras biométricas y los escáneres de iris.

Chips para todos
Mas allá de los avances actuales, una especialista del MIT citada por Clarín, indica que en el futuro los celulares se desmaterializarán y se transformarán en pequeños chips casi invisibles pegados en todos lados. 



En esta nota