tendencias

La ‘regla de cinco segundos’ no sirve cuando la comida cae


Una mezcla de cultura popular y creencia dice que se pueden comer los alimentos que caen al suelo, si se los levanta rápidamente. Dos experimentos muestran que las bacterias son rápidas

en las alfombras los estudios muestran que las bacterias se adhieren menos Es más probable que se contaminen si el alimento cae a un piso liso, como la cerámica
Escuchar el artículo Pausar Lectura

03/04/2016

La escena de esta pequeña desgracia cotidiana es muy común: tenemos un apetitoso pedazo de comida en la mano y, cuando nos disponemos a saborearlo, se cae al suelo.

Una mezcla de sabiduría popular y gula frustrada se ponen en marcha. Si lo levantamos antes de cinco segundos, seguirá siendo comestible; si no, hay que tirarlo a la basura.

¿Es verdadera esta ‘regla’? ¿El alimento sigue en óptimas condiciones para consumirse?
Una investigación de la Universidad de Illinois muestra que esa regla es falsa. Demostraron que es menos probable que las bacterias se adhieran al alimento si caen en una alfombra. Por ejemplo, una alfombra contaminada con salmonella transfirió solo el 1% de las bacterias.
Cuando la comida cae a un suelo suave, como madera, cerámica o azulejo, se transfirió entre un 48% y un 70% de las bacterias.

Recuperado y comido
En otro experimento, se arrojó un trozo de pizza en una cocina, un trozo de manzana en la calle y una tostada en un suelo de una oficina. Todos estos alimentos se recogieron en menos de cinco segundos del suelo.

Una vez llevados debajo de un microscopio del laboratorio, quedó patente que siglos de rápidos reflejos para recoger comida del suelo habían sido desaprovechados: todos los trozos contenían importantes cantidades de bacterias que hacían que la comida no fuese segura para consumirse. Ni siquiera recogiendo el alimento en menos de un segundo se libró de ser contaminado. Sin embargo, hay un matiz que puede ser mencionado: el factor tiempo aumenta el nivel de contaminación de bacterias en esa comida que se cae.

Así lo dice un estudio de la Universidad de Aston. Esta investigación mostró que la cantidad de bacterias que se pegaban en 30 segundos en el suelo era mucho mayor que la de los alimentos que se recogían inmediatamente.

Mejor no comerlos
El consumo de alimentos caídos al suelo siempre tiene un riesgo de infección, que depende en gran medida de la cantidad de bacterias presentes en el suelo en el momento que cayeron, concluye la investigación.

Las bacterias que más infecciones causan son la Escherichia coli y la salmonella. También hay que tener cuidado si se pone los alimentos en la cama, sobre todo si las mascotas suben:?puede transportar coliformes y campylobacter



 




En esta nota