TENDENCIAS

Imite la dieta japonesa para tener una vida sana


Se basa en el arroz, la verdura y el pescado. Además de la gastronomía es importante adoptar sus hábitos de vida: meditación, paseos y disfrutar de las cosas sencillas.

Típica sopa japonesa con miso y hongos
Escuchar el artículo Pausar Lectura

11/10/2016

La dieta japonesa es famosa y en el mundo la imitan para bajar de peso, pero en líneas generales es tan buena que debería ser imitada como modelo de alimentación y de cambio de hábitos. ¿Qué contiene? Alimentos frescos, platos en pequeñas cantidades, bebidas vegetales, arroz y pescados con recetas muy sencillas.

Las estadísticas muestran cómo en Japón la gente vive más tiempo. Y la clave no solo está en la dieta, que es fundamental gracias a delicias como el teriyaki o el sushi. Si no también en sus hábitos de vida. A pesar de ser una población muy orientada al trabajo, saben disponer de estrategias para descansar, para disfrutar de la naturaleza, practicar la relajación y asumir pequeños y saludables hábitos de vida en su día a día.

Tampoco es muy habitual ver gente obsesa en este país. De hecho, solo el 3% de la población femenina presenta tasas de obesidad. ¿Cómo lo hacen? ¿Es por el salmón crudo quizá? ¿O será por sus semillas de ajonjolí, esas que según dicen aportan tanto vigor o energía? La realidad es que los nipones siguen unas pautas muy sencillas.

La primera clave es que los japoneses consumen alimentos siempre frescos y en porciones reducidas. ¿Qué significa esto? qué los platos se caracterizan por la calidad y no la cantidad. Es decir, nada de comida industrial o alimentos preparados que calentar en el microondas, nada de harinas refinadas, comidas grasas… solo alimentos frescos y naturales.

Otro aspecto a tener en cuenta es la forma de comer. Despacio y con complacencia. Se degusta cada bocado sin prisas disfrutando al máximo de los platos. Jamás se llega al empalago, se esmeran en a presentación y en el juego visual de los alimentos. No solo se come con el estómago, también con la vista.

Para los japoneses la comida más importante del día es el desayuno. Inician el día con unos platos muy variados que van desde vegetales, arroz, sopas, huevos y la bebida imprescindible, té verde.

En cuanto a los hábitos de vida de los japoneses: meditan mucho, suelen pasear a pie y en bicicleta, apreciando el momento y disfrutando de las cosas sencillas.



 




En esta nota