TENDENCIAS

Europa financia con 1,5 millones de euros a un científico boliviano


El Concejo Europeo para la Investigación otorgó los fondos para que el biólogo orureño Fabricio Loayza inicie un proyecto de investigación en cáncer

Biólogo nacido en Oruro estudió en el Colegio La Salle y en la Universidad San Simón Realizó presentaciones en varios países, entre ellos China, Singapur, Francia y el Reino Unido (Foto: Andre Jagt)

08/09/2017

Fabricio Loayza, el biólogo boliviano con especialización en oncología recibió fondos del Consejo Europeo para la Investigación (ERC) para desarrollar un equipo de investigación en cáncer.

Para la investigación, su equipo estará formado por varios estudiantes de doctorado e investigadores postdoctorales especializados en biología molecular del cáncer, tendrá una duración de cinco años y cuenta con un presupuesto de 1.5 millones de euros.

Loayza, cuyo proyecto fue aceptado entre 3.000 postulaciones, investigará el microambiente celular de los tumores. "Las células cancerosas crecen en ambientes muy complejos y reclutan diversos tipos celulares normales para que los tumores crezcan", explica Loayza y añade que "entender esas interacciones celulares a nivel genético es esencial para desarrollar nuevas terapias más efectivas".

Puedes leer sobre su reconocimiento (en inglés) haciendo clic aquí

Reconocimiento

El proceso de selección, que duró cerca de un año, fue altamente competitivo, porque investigadores de cualquier nacionalidad y área de investigación podían aplicar siempre y cuando el proyecto se lleve a cabo en Europa o países asociados.

Conoce más: Biólogo boliviano recibe premio por estudios sobre el cáncer

Estudió en varios países

El biólogo estudió en el Colegio La Salle y en la Universidad San Simón, luego se formó en Japón y en Holanda. Vive cerca de 12 años fuera del país, actualmente reside en Holanda, y vuelve de vacaciones para visitar a su familia.

En una entrevista anterior con EL DEBER, Fabricio Loayza recordó con cariñó el país y manifestó que tiene "muchos vínculos emocionales" y que volver "siempre es una opción" .

Consideró también que en Bolivia hay mucho talento para la ciencia pero que las condiciones no son las mejores para estimular la curiosidad y las ambiciones de los estudiantes. “Esa es la razón por la que estoy fuera del país”, manifestó esperanzado en que las nuevas generaciones tengan más posibilidades de las que tuvo él para desarrollar su interés por el conocimiento científico.

 

 



En esta nota



e-planning ad