SANTA CRUZ

Pese a prohibición, no para la venta de perros en la calle


En Los Pozos y en la avenida Grigotá y tercer anillo externo se constató la oferta de canes sin ningún tipo de control. Los potenciales compradores manipulan a los cachorros sin ningún temor

Nada frena la venta de canes la comercialización de cachorros ayer domingo fue normal. Este es uno de los dos puestos de venta de perros en el mercado Los Pozos, frente al Cupesí / Foto: Enrique Canedo

29/05/2017

A pesar de que el gobierno municipal de Santa Cruz prohibió la venta de perros en su jurisdicción, debido a la propagación de la rabia canina, esta continúa sin ninguna fiscalización de las autoridades. Ayer, a las 11:00, en entre las calles Suárez Arana y Campero, más conocida como la esquina del Cupesí, EL DEBER constató que había dos puestos de venta de canes.
“Hay caniche a Bs 250,  los llamados Cachuchín a Bs 150, tienen un mes y medio y están desparasitados”, ofertaba una de ellas, mientras peinaba a un cachorro. 


Al otro extremo de Los Pozos, en la avenida Grigotá y tercer anillo externo, hay una feria de animales. Allí se pudo ver unos cinco puestos fijos de venta de canes. “Señora, tenemos estos que son mezcla de rottweiler y pastor alemán, crecen grande y son malos, sirven para cuidar la casa”, decía uno de los vendedores a una mujer que mostró interés en comprar una mascota. 


A pocos pasos, otro vendedor trataba de convencer a una joven para que compre un caniche a Bs 350. Esta lo alzó, lo besó y le revisó los dientes al cachorro sin ningún temor. Al poco rato, uno de los comercializadores de animales, a través de un megáfono, citó a los comerciantes a una reunión para hablar de la norma municipal que prohíbe la venta de perros.

Dos normas que amparan
La municipalidad determinó dicha medida resguardadas en la Ley nacional 700, que prohíbe la venta de animales en caso de epizootia, y en la Ley municipal 037/2015, de tenencia responsable de mascotas. 


EL DEBER intentó comunicarse con el secretario municipal de Salud, pero no contestó.
Rodolfo Rocabado, director nacional de Servicios de Salud, lamentó que no se controle la venta de perros, pues se ha visto que la mayor cantidad de casos de rabia se da en cachorros. Dijo que los gobiernos municipales y departamentales son los responsables de encarar acciones contra este mal mortal. 
 



En esta nota