SEGURIDAD

La debilidad institucional da carta ciudadana al delito


Caso Eurochronos. Tres personajes de la vida cotidiana de Santa Cruz creen que el asalto fatal del 13-J debe ser un punto de inflexión para cambiar

Las impresiones de los panelistas fueron transmitidas de forma simultánea por la radio y por la página digital de EL DEBER, así como por medio del Facebook Live. Los radioescuchas e internautas interactuaron con opiniones y preguntas en el programa realizado de 7:30 a 9:00
Escuchar el artículo Pausar Lectura

20/07/2017

Necesitamos una Policía más preparada, al servicio del ciudadano; que los operadores de justicia sean corresponsables de sus actuaciones al igual que los distintos niveles de Gobierno y que la sociedad también asuma su rol para dar un golpe de timón a fin de revertir la debilidad institucional que impera en el país, lo cual ha otorgado carta de ciudadanía al delito, expusieron ayer en el foro de la radio EL DEBER a propósito del atraco a la firma Eurochronos, los panelistas Marcelo Arrázola (presidente del Colegio de Profesionales), Enrique Bruno (secretario de Seguridad Ciudadana de la Gobernación) y el padre Juan Crespo (vicario del Arzobispado de Santa Cruz).

El debate rondó en torno a tres premisas: qué nos dejó el asalto a Eurochronos, el rol de la justicia y sus efectos en la sociedad y qué Policía necesitamos.
Para Arrázola, en nuestro país se reacciona ante los efectos de un hecho sin considerar las causas. “Si analizamos los casos que se han suscitado en los últimos años veremos que hay un denominador común, que se llama centro penitenciario, una escuela del delito antes que lugar de rehabilitación. No se trata de tener con detención preventiva o sentenciados de por vida a las personas en las cárceles sino ver si el Estado cumple con su papel; muchas autoridades se rasgaron las vestiduras en este caso. Hubo cinco fallecidos, entre ellos personas de bien, pero mañana vendrá otro hecho y nos olvidaremos”, dijo el abogado.

No hay credibilidad
Sobre la justicia, Arrázola cree que está ‘muy debilitada’ y el ciudadano empieza a perder el respeto a esta institución fundamental del Estado; por lo tanto, delinquir se vuelve algo simple.

Sobre el rol de la Policía, el jurista opinó que su actuación en la toma de Eurochronos dejó más dudas que certidumbre, aunque considera que la fuerza del orden padece de limitaciones. “Ha podido tener fallas, pero también hay que ponerse de su lado, pues debía mandar un mensaje claro a la delincuencia. Esperamos que el estudio balístico aclare el caso y que la Policía asuma su compromiso de formación técnica”, manifestó y agregó que la convivencia con el delito es parte de nuestra realidad y, en ese letargo, la delincuencia asume carta de ciudadanía.

Para el padre Crespo el suceso del 13-J debe servir como una inflexión social; provocar una reflexión por las disgregaciones que se dan a escala familiar e institucional. “Cuáles son los orígenes del delito, qué estamos haciendo por la familia, se está descuidando en este último tiempo la célula básica de la sociedad”, afirmó.

El prelado opinó que todavía se está a tiempo de redirigir la justicia con el concurso del ciudadano común, de las instituciones y de las autoridades.
Sobre la actuación de la Policía, Crespo manifestó que se requiere de una fuerza del orden más preparada para evitar casos como el de Eurochronos. “Eso se obtendrá con profesionalismo de sus miembros y destinándole más recursos. Se debe priorizar la vida, observar los protocolos porque no se puede ir a matar por más delincuente que sea. Es necesaria una exhaustiva investigación para saber la verdad”, expuso el prelado.

UNA CADENA DE FALLAS
Enrique Bruno piensa que con el crecimiento exponencial económico y poblacional de Santa Cruz han crecido también las falencias institucionales en la Policía, en la justicia y en otros niveles de decisión. Por lo tanto, deben generarse cambios para recuperar la confianza en estos organismos.

“En el atraco, vi a una Policía, con todos sus errores y limitaciones, que estaba dispuesta a actuar, pero no puede volver a ocurrir; las autoridades deben actuar de inmediato. La Policía necesita apoyo, equipamiento, instrucciones, tecnología. Debe estar al servicio del ciudadano, que dé confiabilidad, transparencia y profesionalismo, que no sea politizada. Necesitamos tener tuición (la Gobernación) sobre la Policía porque uno conoce las necesidades locales”, arguyó Bruno.
Sobre el comportamiento judicial, el secretario de Seguridad Ciudadana cree que Palmasola es un ‘buen sitio’ para ver cómo funciona la justicia. “Ahí tenemos más del 40% de los reos del país. Hay una cara real de la justicia, gente sin sentencia y presos políticos. Es un reflejo de la justicia, del régimen penitenciario y de la Policía”, concluyó Bruno. 

Frases notorias de los panelistas

Juan Crespo
Vicario General del Arzobispado de la Iglesia Católica de Santa Cruz
La sociedad tiene que defender la vida. Creo que los signos de muerte, los signos de violencia desgarran el corazón de las personas. Nos está faltando la reafirmación del valor de la vida, la formación en valores. Se está viendo una gran ausencia de esto, especialmente en la familia y en las instituciones educativas.

Enrique Bruno
Secretario de seguridad ciudadana de la Gobernación de Santa Cruz
“Debe haber control migratorio”
En el tema penitenciario no podemos seguir así. Como Gobernación hemos dotado 17 hectáreas al Ministerio de Gobierno para la cárcel nueva. Otro tema es el de migración o control de extranjeros. Son fallas que hay que tocarlas, pero van pasando los años y nada. Necesitamos fortalecernos a medida que crece nuestro país.

Marcelo Arrázola
Abogado, presidente de la Federación de profesionales cruceños
El narco genera crímenes”
No se lucha frontalmente contra el narcotráfico; este flagelo genera crimen organizado y delitos de bagatela. Tenemos mucha gente drogadicta que genera inseguridad ciudadana. Un 60 a 70% de los noticiarios de los medios televisivos se destina a temas delincuenciales porque todos los días hay robos y muertes.



 




En esta nota