SANTA CRUZ

La Torre Ambassador Business Center es la obra destacada de 2017


Desde 1994, la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo de la UPSA distingue la obra arquitectónica más destacada del año anterior con una placa de reconocimiento 

Esta es la imponente Torre Ambassador Business Center. Funcionalidad y belleza a 360 grados
Leer el artículo Pausar Lectura

18/03/2018

Luego del análisis de las principales obras construidas durante el año pasado, un jurado evaluador -conformado por connotados ingenieros y arquitectos de Santa Cruz- eligió la Torre Ambassador Business Center como la obra de arquitectura más destacada de la capital cruceña de 2017. 

Esta imponente edificación, de 27 niveles (25 plantas y 2 subsuelos de estacionamiento), ubicada en la avenida San Martín del barrio Equipetrol, será distinguida con una placa conmemorativa de reconocimiento, como ya es tradicional.

La obra destacada, de más de 20.000 m2 de superficie útil, fue un emprendimiento de los hermanos Enrique y Lorena Robles, herederos del antiguo restaurante Ambassador, quienes con gran visión emprendieron este proyecto, de 24 millones de dólares, logrando la aceptación del cada vez más exigente mercado inmobiliario cruceño vendiendo todos los niveles. 

El diseño de arquitectura fue encargado a los estudios de los arquitectos Jorge Gambini y Hans Kenning, experimentados profesionales de origen uruguayo y boliviano, respectivamente, que plantearon un diseño sobrio, monumental y de gran impacto urbano. 

Para el jurado, los proyectistas enfrentaron la obra con notable eficiencia funcional, generando una imagen que se ha convertido en uno de los íconos del perfil urbano local. 
El basamento de ingreso se ubica detrás de una plaza frontal que permite una articulación urbana generosa, que destaca el gran volumen de la torre. Es una estructura de hormigón armado con solo tres columnas por lado y losas postensadas apoyadas sobre un núcleo central de circulación vertical y servicios. 

Cada nivel posee balcones técnicos que cumplen tres funciones: protección climática, mantenimiento de aire acondicionado y limpieza de vidrios. Una doble piel de perfiles de Hunter-Douglas contribuye a reducir el impacto solar de la solución, resuelta a 360º. El complejo posee 250 parqueos en los dos niveles de subsuelo. 

Adquirieron plantas del edificio importantes instituciones y empresas, como Fonplata (seis plantas), Banco Fassil (cuatro plantas), Price Waterhouse, Banco Ganadero, telefónica Viva, 
entre otras. 

Las ingenierías, fundamentales para el éxito del proyecto, estuvieron a cargo de prestigiosos profesionales y empresas: Eduardo Suárez, de Tess (estructuras); Carlos Gutiérrez (hidráulica); Elida Zapico (electricidad); Tecorp (sistemas informáticos); y Manuel Guzmán, con Assinco (acondicionadores de aire). La construcción fue realizada por tres empresas en tres etapas distintas: las fundaciones por Incotec; la obra gruesa por la Constructora Total; y la obra fina por la empresa NH3.

Otras edificaciones

Otras dos edificaciones de 2017, cuya arquitectura fue muy bien valorada por el jurado, fueron dos obras de escala y características distintas: la dinámica solución formal del coliseo de la Universidad Domingo Savio, ubicado sobre el tercer anillo externo, entre las avenidas Beni y Cristo Redentor; y el nuevo vestíbulo del Hotel Los Tajibos, en Equipetrol, diseño de gran impacto formal de Juan Carlos Menacho. 

Se observó una continuidad en la calidad del diseño arquitectónico en varios otros edificios de la urbe, mostrando la salud y fortaleza del mercado inmobiliario cruceño, desde hace años, el más dinámico e innovador del país.

El jurado

Participaron del jurado evaluador el Arq. Ángel Nogales (Colegio de Arquitectos de Bolivia), Arq. Jorge Stratis (gerente del Colegio de Arquitectos de Santa Cruz), Ing. Juan Carlos Rivero (diario EL DEBER), Ing. Rodrigo Crespo (Cámara Departamental de la Construcción), Arq. Ricardo Ruiz (representante de docentes de arquitectura de la UPSA) y el Dr. Arq. Víctor Hugo Limpias, decano de la Facultad de Arquitectura de la UPSA, la cual en 1994 tomó la iniciativa de distinguir la obra arquitectónica más destacada.

Una solución dinámica destaca en el coliseo de la U. Domingo Savio
El vestíbulo del hotel Los Tajibos tiene un diseño de gran impacto


 




En esta nota