Salubridad

Familiares no se convencen que niña murió con hidrofobia


El Sedes explicó que se hizo un análisis al cerebro de la menor donde se confirmó el caso de rabia humana

El Sedes confirmó un nuevo caso de rabia humana en la ciudad; piden a los dueños de mascotas hacer vacunar a sus animales

22/05/2017

Sigue en entredicho la muerte por rabia humana de una menor de 11 años sucedida en fin de semana, donde los familiares se resisten a creer que el deceso fue por esa causa, pues ellos aducen que se debió a una reacción por la vacuna contra el Virus de Papiloma Humano (VPH).

Luego de estar durante nueve días en terapia intensiva, la chica falleció y fue enterrada, pero la familia insiste en que hubo negligencia médica y no acepta el diagnóstico final que dio el Servicio Departamental de Salud (Sedes), de que se produjo la segunda víctima fatal por causa de hidrofobia.

El jefe de Epidemiología del Sedes, Roberto Tórrez, reveló que luego de fallecida la niña en la autopsia de sacó muestras del cerebro para que sea analizado en el Lidivet, el cual confirmó que se debió a la rabia humana.

Ahora Tórrez indicó que se debe hacer un cerco sanitario en torno a la familia, es decir, a los padres, hermanos y demás allegados para que reciban el tratamiento de emergencia, como vacunas y sueros, para evitar otro contagio.

En referencia a la otra posibilidad del fallecimiento, el que insiste la familia, que fue por la vacuna contra el VPH, Tórrez desechó esa posibilidad por cuanto no hay evidencia de ningún caso en el mundo que pueda suceder, pues estas campañas no solo llevan adelante en el país, si no en diversos países de Latinoamérica para frenar una de los causas del cáncer de cuello uterino en las mujeres.

En lo que va del año se han registrado en Santa Cruz dos casos de rabia humana y 187 de rabia canina, por lo que las autoridades de salud piden a los dueños que sigan llevando a sus mascotas, en especial perros y gatos, a los centros de salud para que sean inmunizados.

Además, se pone en alerta al municipio para que realice batidas en los puntos donde se comercializan mascotas donde se ha evidenciado que los pequeños animales no han sido vacunados y los compradores los manipulan, y hasta los besan, aumentando el peligro de un contagio.


En esta nota



e-planning ad