SANTA CRUZ

Evacúan a 40 personas de dos comunidades en Roboré


El fuego obligó a la evacuación de vivientes de San Lorenzo Nuevo y San Lorenzo Viejo. El avión hizo cuatro descargas


Escuchar el artículo   Publicidad Pausar Lectura

25/08/2019

Las llamas descontroladas pusieron el vilo la tarde ayer a pobladores de las comunidades San Lorenzo Viejo y de San Lorenzo Nuevo, en el municipio de Roboré, lo que obligó a la evacuación de unas 40 personas a lugares más seguros.

El alcalde de Roboré, Iván Quezada, informó de que varios niños, mujeres y ancianos fueron evacuados hasta la localidad de Roboré y han sido instalados en la unidad educativa Marista, donde recibirá asistencia médica y comida. Los hombres permanecen en los lugares para apoyar a los bomberos en el control de las llamas.

Esta acción se hizo debido a que el fuego amenazaba ambos poblados, distantes a unos 50 kilómetros de la localidad de Roboré.



Quezada suplicó por más ayuda, indicando que ayer fue una jornada catastrófica para su municipio. Reiteró el pedido al Gobierno que acepte la ayuda internacional y que reconozca que no es posible controlar la situación. A este pedido se sumó un grupo de vecinos de Roboré que llegó al centro de operaciones instalado en dicha localidad, donde se encontraban los ministros Javier Zavaleta y Juan Ramón Quintana, para exigir ayuda internacional.

“En la comunidad de Bella Vista, llegando a San Lorenzo Viejo, en la estancia Santa Rosa de Tunama hemos vivido uno de los episodios casi de tragedia porque el fuego por poco se traga a tres voluntarios. Estamos evacuando a las personas de dos comunidades porque están temerosas. El fuego está cerca a los poblados y no queremos que pase a mayores”, declaró Quezada.

Supertanker con más descargas

Por segundo día consecutivo el avión cisterna Supertanker operó en la serranía de Ipiás y en la comunidad de Pesoé, con cuatro descargas durante toda la jornada de ayer. Se prevé que hoy las descargas del Supertanker incrementarán a cinco por la reactivación de varios focos del incendio en la Chiquitania.

De acuerdo al informe del ministro de defensa, Javier Zavaleta, la recarga del Supertanker se realizó en un tiempo récord de 20 minutos, lo que permitió concretar cuatro descargas de aproximadamente 80.000 litros de agua, para poco más de 1,5 kilómetros de longitud.



El trabajo aéreo tuvo el acompañamiento de patrullas terrestres de las Fuerzas Armadas, Policía Nacional, Bomberos y voluntarios, para aplacar el fuego en toda la zona afectada. Hoy se trabajará en Santiago de Chiquitos y evaluarán Taperas.



 




En esta nota