OPINIÓN



OPINIÓN | 29/12/2016


Nuestros impuestos a los automotores: una lógica dañina

En todos los países del mundo existen tributos que se pagan por la tenencia de automóviles y, en cada uno de ellos, hay muchos criterios para definir la base imponible. Esa definición de la base imponible nos arroja el sentido del impuesto. Por ejemplo, en Gran Bretaña, el impuesto (Road Tax) se paga sobre las emisiones de CO2. Por lo tanto, el sentido es reducir las emisiones e incentivar el uso de autos que emitan menos CO2. En EEUU el impuesto viene incluido en el combustible, ya que el precio del mismo incorpora el impuesto estatal, federal y de la ciudad. Este sistema demuestra el pragmatismo americano de hacer las cosas simples. Este sistema incentiva a recorrer menos kilómetros, usar un vehículo más eficiente y contaminar menos: todo a la vez. 

En Santa Cruz, nuestra base imponible es prácticamente el valor del vehículo y algunos agravantes, pero lo principal es la edad del vehículo, que, conforme avanza, el impuesto se reduce de manera significativa. Por lo tanto, los autos viejos son los que menos pagan. Aquello nos hace pensar que el sentido del impuesto es que los vehículos nuevos paguen más, sin importar cuánto contaminan o cuántos kilómetros recorren. Lo que este sistema impositivo incentiva es que nuestras calles sean recorridas por chatarra contaminante. ¿Por qué no tener un sistema diseñado para motivar el uso de vehículos menos contaminantes? O mejor aún, ser prácticos e incentivar la reducción del kilometraje recorrido y las emisiones de CO2, gravando los impuestos en el combustible (ítem subvencionado por el Estado y que nos cuesta millones de dólares). De esta forma aseguramos mayor eficiencia, seguridad y menor contaminación urbana. 

Es un verdadero sinsentido que nuestro sistema castigue impositivamente la tenencia de autos más nuevos, los cuales incorporan tecnología que optimiza el gasto de combustible y producen menor contaminación, mientras se premia los vehículos antiguos, que consumen mayor combustible y conforme pasan los años van representando un mayor riesgo para el conductor y para los transeúntes 








e-planning ad
e-planning ad
OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
El carácter extorsivo de las seudonormas
Lo bueno y breve, dos veces bueno
Nuestros impuestos a los automotores: una lógica dañina
e-planning ad
En Facebook
e-planning ad
e-planning ad


28/04/2017
Riberalta, la orquídea del Manutata
28/04/2017
La diosa teme
28/04/2017
Pongamos que hablo de Sabina en abril
28/04/2017
Divorciados
27/04/2017
Misiles antiautonómicos: ¡pausa por favor!
27/04/2017
Charagua y una obra impostergable


EL DEBER
 
Te puede interesar
Sus hábitos  de consumo  empiezan  a marcar  el paso de varias industrias
TENDENCIAS

Los Gen-Z toman la posta de los millennials en hábitos y visión

El empresariado alerta que el alza al haber básico y al SMN implica otros costos laborales
ECONOMÍA

Privados ven cesantía por alza y Gobierno se protege

Las movilizaciones en Caracas y en el resto del país continúan contra el Gobierno
MUNDO

Qué implica para Venezuela salir de la OEA

Diez
LIBERTADORES

Sport Boys pierde en casa y está casi eliminado

DIEZ

Sport Boys cae ante Godoy Cruz en el Tahuichi

LIBERTADORES

El Toro se juega la 'vida' ante Godoy en el Tahuichi

Sociales
Vin Diesel fue el gran invitado de Nicky Jam y dio su mejor esfuerzo, a pesar de su voz ronca
SOCIALES

Nicky Jam se robó el show en los Billboard y hasta llevó un invitado

SOCIALES

En mayo premiarán a los ganadores del corso

SOCIALES

Nicolas Cage se rompe un tobillo durante el rodaje de una película