OPINIÓN



| 10/08/2017


Nuestras milicias

Las Fuerzas Armadas autorizaron, según dijo el ministro de Defensa, Reymi Ferreira, la existencia de milicias campesinas armadas que hicieron su presentación formal el 7 de agosto en la parada cívico-militar de Achacachi.

Grupos de Ponchos rojos y de Bartolinas son parte de este nuevo cuerpo armado que crea el Estado Plurinacional, un cuerpo que surge de pronto, igual que en Venezuela. Ferreira, al anunciar la creación de este nuevo cuerpo armado, dijo a un medio impreso, perteneciente al Gobierno: “Hemos cambiado, de la estructura rígida y móvil, a la estructura de la guerra popular de todo el pueblo, que implica que ante cualquier agresión que sufra el país, en lugar de la guerra convencional, vamos a actuar la guerra de acción prolongada, esto implica una estrecha alianza con el pueblo boliviano. Acá (en el desfile) los civiles utilizarán las armas de las FFAA, hemos trasladado militares además de su armamento que ellos puedan usar”.

Unas horas antes, el presidente Evo Morales había pedido a las FFAA, ahora reforzadas por las milicias campesinas, que le ayuden a defenderse del ‘imperio’. El Alto Mando, reforzado por las nuevas unidades, tendrá que actuar en consecuencia.
Es probable que el presidente, el ministro y los miembros del Alto Mando sepan que en Bolivia, según dice la Constitución, las FFAA tienen el monopolio de las armas, por lo que se supone que hayan tomado las previsiones para hacer, en el Congreso, las reformas correspondientes a fin de que las milicias armadas compartan ese monopolio.

Quizá suponga un pequeño problema administrativo, porque los comandantes militares deberán compartir las decisiones, y quizá sus reuniones de Alto Mando, con los representantes de las milicias recién creadas.

Un detalle que valdría la pena conocer es el presupuesto con que contará esta nueva fuerza armada, si su sistema de rangos será similar al de los militares o si tendrán algunas diferencias.

Será bueno saber cuánto ganará una ‘bartolina’ con rango superior: si se la igualará con el salario de un general, de una, dos o tres estrellas. Son detalles de la burocracia y la jerarquía militares que seguramente han sido resueltos por el ministro Ferreira.

Quizás convenga pedir al Gobierno de Venezuela una copia del sistema que allí se aplica para la convivencia de militares con milicianos. 








e-planning ad
e-planning ad
OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
Una nueva etapa
Una nueva etapa
Populistas impopulares
Nuestros aliados
Nuestras milicias
Un elefante líquido
A 500 metros
Filigranas de gas
Filigranas de gas
Libertad de empresa
A contar los muertos
Un elefante líquido
Desenlaces previsibles
Los chilenos no entienden
Las dudas de Brasil
Las dudas de Brasil
Importar noticias
Nacionalizar la corrupción
¿Qué hacer sin Arce Catacora?
Pecados de frontera
e-planning ad
En Facebook
e-planning ad
e-planning ad


21/08/2017
Quiero escribir, pero me sale espuma
21/08/2017
Una nueva etapa
21/08/2017
Llorar por Barcelona
21/08/2017
Poesía amazónica contemporánea
20/08/2017
La ciudad martirizada
20/08/2017
70 años de partición en la India eximperial


EL DEBER
 
Te puede interesar
00:09:25
TENDENCIAS

¿Qué harías si ves a una mujer siendo acosada?

CULTURA

Cuando sacarse una selfie se convierte en arte

El atentado en Barcelona dejó 15 muertos y una centena de heridos
MUNDO

Identifican a los 15 muertos en ataques en Cataluña

Diez
CLAUSURA

Mirá los goles del empate en el Tahuichi

Mayweather y McGregor están calentando el ambiente para su pelea del 26 agosto. Foto: Internet
BOXEO

McGregor será multado si golpea ilegalmente

El estadio  donde Destroyers espera jugar sus partidos de local. Foto: Jorge Gutiérrez
FÚTBOL

Destroyers tendrá un moderno estadio

Sociales
SOCIALES

Margot Robbie... ¡otra víctima de los hackers!

SOCIALES

El Miss Warnes tendrá un tinte solidario

SOCIALES

Hijo de Juan Gabriel ¿tras los pasos de su padre?