OPINIÓN



| 05/08/2017


Inaceptable postura

A medida que se hunde el Gobierno venezolano en medio del fraude más vergonzoso para sobrevivir, aparecemos los bolivianos como cómplices, todo porque S.E. admira a Maduro. No existe otra razón que no sea el embobamiento que S.E. siente por el dictador, para que respalde a un régimen podrido que desde hace mucho es repudiado internacionalmente. Si es evidente que uno admira lo que desea ser o tener, está claro que ambiciona seguir el ejemplo admirado. Si S.E. juzga tan extraordinario a Maduro como para apoyarlo contra viento y marea, bueno sería que nos convenzamos, sin sospecha de duda, que hará todo lo posible para perpetuarse en el poder.

El Gobierno nacional sabe que está a medio camino de una crisis política extrema que, poco a poco, se irá asemejando a lo que vive Venezuela. Por ahora no hay pugnas con muertos, no hay hambruna ni carestía de alimentos, pero existen exiliados y presos opositores, y un desconcierto político con muy mal olor. El afán de acaparar todos los poderes del Estado para cumplir con el ideario del “imperio de los 500 años”, es algo que nadie puede negar. Y desconocer un referéndum en el que el pueblo le ha dicho a S.E. que ya cumplió con su ciclo, resulta fatal.
S.E. está viendo cómo se desmorona Maduro y siente que sus propios planes tambalean también. Sabe que si Maduro pierde una elección o es derrocado o huye, le puede suceder lo mismo en el futuro. Una amistad personal, por fraterna que fuere, no es suficiente para que Bolivia esté sentenciada a un papel tan indecoroso ante la comunidad de naciones. Todos los días cae muerto un ciudadano en Venezuela y desde el perturbado Twitter de S.E. se lee: “Dale duro, Maduro”. Eso es el colmo. Ya habíamos alertado que el Twitter en manos de S.E. iba a provocar incontables pesares, que un arma de esa naturaleza, mal utilizada, podría ser letal y ahí está el resultado.

S.E. quiere que Maduro perdure en el poder, como que Ortega también, porque se identifica con ambos. Correa, de buena o mala gana, escapó y se salvó, pero hay quienes no quieren irse de manera razonable y que pondrán todos los obstáculos posibles para aferrarse al mando. No se trata de profundizar la ‘revolución’, ni de grandes ideales, ni de amor al pueblo, sino del gusto placentero, hedónico, por el poder. Y el costo altísimo nos lo cobrarán a todos los bolivianos, los vecinos primero y luego en los foros internacionales, aunque tantos compatriotas deploran y se indignan de que S.E. hable al mundo en su nombre.  








e-planning ad
e-planning ad
OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
El crepúsculo masista
El triunfo del domingo y las mujeres
Ahora todo está permitido...
Santiago de Chiquitos, un encanto
Mi voto es mío
¿El fin de una farsa inhumana?
12 años sin amnistía
Del poder vitalicio y otras lindezas
Lo que sucedió en Cataluña
La gran estafa
Dictadores tropicales
Cuando la calle ruge…
Las FFAA y una capitulación histórica
Respuesta a una curiosidad del MAS
Sobre abstracciones y demás
Santa Cruz atosigada
¡Ninguno!
El país de la anarquía
¿Alfombrilla o viruela?
El MAS y el gobernador
e-planning ad
En Facebook
e-planning ad
e-planning ad


12/12/2017
Una década del llamado proceso de cambio
12/12/2017
¿Y la disciplina del elector?
12/12/2017
Cuando la respuesta irrumpe de donde no se la esperaba…
12/12/2017
El crepúsculo masista
12/12/2017
... Cara a cara
11/12/2017
A tus pies Madre India


EL DEBER
 
Te puede interesar
Las autoridades del Gobierno informan sobre la firma del preacuerdo. Foto Marcelo Tedesqui
BOLIVIA

Médicos y el Gobierno logran un principio de acuerdo para negociar

SANTA CRUZ

Joven mata a su pareja embarazada y se entrega a la Policía

Su extinción pudo haber sido provocado por la evolución de las focas
TENDENCIA

Pingüinos del tamaño del hombre habitaron en Nueva Zelanda

Diez
El gerente general de Blooming, Tiro Paz, manifestó que la directiva no se apurará en transferencias ni contrataciones de jugadores. Foto: DIEZ
BLOOMING

Tito Paz: “Nadie es intransferible”

Rodrigo Vargas Castillo, delantero de Petrolero del Chaco. Foto. Archivo
FÚTBOL

Rodrigo Vargas en la mira de The Strongest

Carlos Chávez se encuentra internado en la clínica Incor desde el 19 de noviembre. Foto. Archivo
RESOLUCIÓN

Carlos Chávez podrá viajar a Brasil

Sociales
El actor contagiará su chispa por la pantalla chica
SOCIALES

Sebastián Moreno regresa a la TV para hacer reír

SOCIALES

Mariano de la Canal se va de Bolivia

SOCIALES

Gigi Hadid sorprende posando con sus axilas sin depilar