OPINIÓN



| 14/12/2016


El oficio del corrector: ¿controvertido?

En esta mi columna de los miércoles abordo problemas de la ciudad, de la región o del país. Acertados o no mis juicios, modestos además, son de crítica, trasuntan preocupación o dan una sugerencia, mereciendo la atención de algunos lectores a los que agradezco de corazón. Hoy permítaseme un paréntesis en la rutina para hilar unas consideraciones sobre el oficio de corregir comentarios y noticias de prensa.

Mi hermano Pedro fue un infalible corrector sobre todo al refundar EL DEBER, cuando pedía a los periodistas que le presentasen hasta las 3 de la tarde lo principal que tuviesen de las noticias locales para corregirlas. Mucho después marchó a Francia como embajador de Bolivia y cuando retornó ya no ‘ejerció’ ese oficio sino de forma esporádica. Me cuento entre los que lamentaron que hubiese dejado de corregir, lo que también hacía cuando ejerció como jefe de redacción de Progreso y cuando fue director de Diario del Oriente, publicaciones en las que fui columnista y periodista. Mi hermano, por ejemplo, me tachó la ‘referida’ autoridad escribiendo la ‘aludida’ autoridad y noté que era lo apropiado, más académico diría. Otra persona que me corrigió fue el profesor Rogers Becerra cuando en un artículo mencioné al ‘tarateño’ Rojas como autor del taquirari Viva Santa Cruz, explicándome en una nota que el que lo compuso fue el orureño Gilberto Rojas; lo llamé para agradecerle y me preguntó: “¿No se molestó?”, respondiéndole: Cómo me puedo molestar, don Rogers, de no ser por usted mañana otra vez meto la pata. Luego viene a mi memoria esa buena periodista que es Kitty Feeney, que en su paso por EL DEBER me buscaba para que le corrija su trabajo. A su vez la señora Betty Tejada, en su artículo en homenaje a Pedro, recordó que este le corregía y la llamaba para aconsejarla sobre cómo encarar un tema, y con una hidalguía que la dignifica reconoció que Pedro, igualmente, le dio una lección de ética periodística.

Pero he aquí que a veces, al parecer, el corrector solo está para poner un acento, o la ‘q’ en lugar de la ‘k’, por tanto es un metete si cambia una palabra, y ya es un osado si modifica una frase por corta que sea. Surge entonces la controversia, aunque sin razón porque no creo que haya un corrector en el ancho mundo (dado que ‘opera’ en el anonimato), que haga su trabajo por alardear o con mala intención, sino en aras de una redacción prolija y más apropiada, y sin errores por supuesto. 

Y aquí me planto, pidiendo disculpas. No sé por qué, pero las pido








e-planning ad
e-planning ad
OTRAS PUBLICACIONES DEl AUTOR
Los pandilleros ‘en su mejor momento’
Más despropósitos, como para ganar un mundial
Encomendándome a Dios misericordioso
Los pozancones proliferando en la ‘locomotora’
Intolerable loteo de aceras y calzadas
El temible mal de rabia y los perros callejeros
El tráfico, de mal en peor y la Policía de cómplice
La libertad en el régimen autocrático
Conciertos para recordar toda la vida
La ley se aplica con o sin reordenamiento
Una positiva tarea en bien de los menores
Para armar alboroto, sirve el pírrico triunfo
Contumaces, no acatamos las medidas
‘Lindo’ recibimiento boliviano en Viru Viru
Centavos para que unos niños sean gente de bien
Señalización, aunque no siempre la respeten
Hasta el vertedero sirve para hacer alboroto
Un trío invencible: cocales, coca y cocaína
Imploración: no son rosetas y tampoco trillos
Los informales que no tienen excusas
e-planning ad
En Facebook
e-planning ad
e-planning ad


23/06/2017
Por qué fracasan los países
23/06/2017
Mi noche de bodas
23/06/2017
Un libro de homenaje a ‘Mago’ Baptista
23/06/2017
¿A quién favorece la polarización?
22/06/2017
Balón
22/06/2017
Los honoris causa


EL DEBER
 
Te puede interesar
Eugenio Derbez tiene 55 años. Toda la chispa de este comediante llega con un nuevo título. Más de 10 millones de personas ya rieron en México
ESCENAS

¡Revuelo! Derbez llega a Bolivia como un gígolo

AL FIN VIERNES

El Festishow llenará de música y danza la ‘Casa’

Gianluca Andrade, Gabriela Oretea y Mijail Rojas, director, asistente de dirección y directora de arte. Los tres estuvieron desde el año pasado dando forma a la iniciativa
AL FIN VIERNES

El cine metió las manos a las leyendas cruceñas

Diez

La tapa de hoy

Juan Alfredo Jordán (dcha.) junto a Marco Peredo, presidente de la FBF. Foto. Fuad Landívar
FÚTBOL

Blooming pide que Peredo siga en la FBF

LIBERTADORES

Aprueban seis cambios para los octavos

Sociales
Melgar se dio a conocer en Yo me llamo, como Luis Fonsi. El miércoles volvió a la TV
SOCIALES

El 'Tío José' vuelve a Calle 7

SOCIALES

Shannon de Lima confirma su romance con un boxeador

SOCIALES

Actor de Cazafantasmas se quita la vida