MUNDO

Turquía y EEUU buscan recomponer sus relaciones bilaterales


El ministro turco, Mevlut Cavusoglu, se refirió al apoyo que EEUU da a las milicias kurdosirias Unidades de Protección del Pueblo (YPG), en su lucha contra el yihadista Estado Islámico (EI)

El ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, señaló que hay acercamiento con EEUU
Escuchar el artículo Pausar Lectura

16/02/2018

La necesidad de recomponer las dañadas relaciones bilaterales entre Turquía y EEUU no pasa desapercibida y este sentido anunciaron una serie de enlaces para fortalecer una situación que Ankara reconoció está en un momento crítico.

"Nuestra relación está en un momento crítico. O las finalizamos o las ponemos en orden", advirtió el ministro de Exteriores turco, Mevlut Cavusoglu, en una comparecencia con su homólogo estadounidense, Rex Tillerson, en la que anunciaron mecanismos para restaurar la confianza.

Cavusoglu aseguró que en la reunión que Tillerson mantuvo ayer con el presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, se tomó la decisión de encarrilar las relaciones, mientras que el secretario de Estado se refirió a la mejora de la coordinación en Siria, actualmente el principal motivo de disputa entre los dos países.

El ministro turco volvió a referirse al apoyo que Washington da a las milicias kurdosirias Unidades de Protección del Pueblo (YPG), en su lucha contra el yihadista Estado Islámico (EI), y que Ankara considera como un grupo terrorista y una amenaza a su seguridad.

"Nuestra preocupación se refiere directamente a que nuestros ciudadanos mueran por los cohetes lanzados por las YPG desde Afrín", dijo el ministro, en relación al enclave en el norte de Siria dominado por las milicias kurdas contra las que Turquía lanzó a finales de enero una ofensiva militar.

Cavusoglu acusó de nuevo a EEUU de no cumplir su promesa de expulsar a las YPG de Manbech, otra zona fronteriza con Turquía en manos de las milicias kurdas.

"Vamos a trabajar sobre esto. Después de que las YPG abandonen Manbech, podemos avanzar con Estados Unidos basados en la confianza", condicionó el ministro.

Por su parte, Tillerson insistió en que el apoyo de EEUU a las milicias kurdas tiene como objetivo derrotar a EI.

"Manbech es un tema en el que tenemos que colaborar. Es una ciudad estratégica. Era importante expulsar al EI. EEUU quiere estar seguro de que está bajo el control de nuestras fuerzas", dijo.

El jefe de la diplomacia estadounidense aseguró que los dos países actuarán juntos en Siria, apoyando el proceso de paz auspiciado por la ONU y que lo dos persiguen los mismos objetivos: acabar con los yihadistas, lograr una Siria democrática y unida y el retorno de los refugiados.



 




En esta nota