MUNDO

Trump considera enemiga a Rusia, antes de cumbre con Putin


Varios senadores le advirtieron que no negocie a solas con Putin. Hablarán de la supuesta injerencia en las elecciones, del apoyo a Siria y de la anexión de Crimea

Un colectivo finlandés pidió que el presidente Trump respete los derechos humanos de varias minorías
Escuchar el artículo Pausar Lectura

16/07/2018

El presidente Donald Trump calificó ayer a Rusia como uno de los enemigos de Estados Unidos, la víspera de una cumbre histórica con su homólogo ruso, Vladimir Putin, en Helsinki, empañada por la investigación sobre la injerencia rusa en las presidenciales estadounidenses de 2016.

Trump llegó ayer a Helsinki en el avión presidencial Air Force One, que aterrizó en el aeropuerto internacional de la capital finlandesa proveniente de Escocia.

Antes de iniciar su gira europea, Trump había predicho que la etapa de Helsinki, donde se reunirá con Putin, sería la "más sencilla". Pero sus últimas declaraciones pueden atenuar las esperanzas de distensión entre Washington y Moscú.

 Trump estimó que Rusia, la Unión Europea (UE) y China eran, por diversas razones, enemigos. "Creo que tenemos muchos enemigos. Creo que la Unión Europea es un enemigo, por lo que nos hacen en comercio", dijo. "Rusia es un enemigo en ciertos aspectos. China es un enemigo económicamente, ciertamente son un enemigo. Pero eso no significa que sean malos. No significa nada. Significa que son competitivos".
 Antes de partir de Escocia, el presidente estadounidense aseguró en su cuenta de Twitter: "Espero reunirme con el presidente mañana", lunes. Y agregó: "Desafortunadamente, sean cuales sean los resultados que yo obtendré en la cumbre (...) se me harán críticas a mi regreso diciendo que no fue suficiente". Trump y Putin se reunirán en la capital finlandesa. 

Tras las polémicas visitas de Trump a Bruselas y a Londres, marcadas por duros ataques contra sus aliados de la OTAN y contra la primera ministra británica, Theresa May, este se entrevistará con el dirigente de un país con el que Estados Unidos mantiene numerosos puntos de fricción. Anexión en marzo de 2014 de la península ucraniana de Crimea por Moscú, apoyo de Rusia al régimen sirio de Bashar al Asad, nuevos aranceles estadounidenses... la lista es larga. Varios senadores le dijeron a Trump que no negocie a solas con Putin. 
Ayer, miles de personas se manifestaron contra Trump en la capital finlandesa.  



 




En esta nota