MUNDO

Tregua en Siria pende de un hilo por ataque aliado


Desde el sábado al menos 170 personas perdieron la vida, 90 de ellas eran militares del régimen que murieron en el bombardeo ejecutado por aviones estadounidenses

Las acciones bélicas en Siria han recrudecido y dejaron 170 muertos desde la noche del sábado
Escuchar el artículo Pausar Lectura

18/09/2016

La tregua vigente en Siria desde el pasado lunes expiró a la medianoche de este domingo, coincidiendo con un recrudecimiento de la violencia en varios puntos del país en las 24 horas anteriores.

La tregua en Siria pendía de un hilo este domingo después de que el sábado la coalición liderada por Washington atacara una posición del ejército sirio y de que Alepo sufriera el primer ataque desde el inicio del cese el fuego.

La degradación de la situación coincide con el aumento de la tensión entre los dos impulsores de la tregua, Rusia y Estados Unidos, que se acusan mutuamente de hacer fracasar el cese al fuego.

El sábado la situación se tensó aún más luego de que la coalición liderada por Estados Unidos bombardeara en el este del país posiciones del ejército sirio, aliado de Moscú, matando a al menos 90 efectivos, según el último balance del Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH).

Rusia pidió el domingo a Washington una investigación completa sobre el ataque. "Moscú está profundamente inquieto por lo que pasó. Pedimos a nuestros socios estadounidenses que lleven a cabo la más completa investigación y que tomen las medidas para evitar tales incidentes en el futuro", declaró el ministerio de exteriores ruso.

La coalición reconoció que había bombardeado lo que pensaba era una posición del grupo yihadista Estado Islámico (EI) y puso fin a la operación cuando Moscú le avisó que se trataba quizás de militares sirios.

Requerido por Moscú, el Consejo de Seguridad de la ONU se reunió el sábado de noche con carácter de urgencia.

Vuelve la violencia


El cese de hostilidades pactado por Estados Unidos y Rusia el pasado 9 de septiembre hizo disminuir el número de muertos diarios en Siria, pero desde la noche del sábado al menos 170 personas fallecieron en el país, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos.

La mayoría de ellas, al menos 90, eran soldados del régimen sirio, muertos en un bombardeo de la coalición internacional liderada por Washington, que alcanzó "por error" posiciones del ejército en Deir al Zur (noreste).

Ese grave incidente ha puesto en entredicho el acuerdo entre Washington y Moscú, los cuales no han anunciado aún la renovación de la tregua.

Por otra parte, se han registrado bombardeos contra civiles y aviones de guerra volvieron a atacar hoy Alepo, por primera vez desde que se hizo efectivo el alto el fuego.

Los aparatos, de origen desconocido, lanzaron varios misiles sobre distintos barrios rebeldes de Alepo y en el de Al Sajur falleció una mujer y otros residentes resultaron heridos, según el Observatorio.

Por otra parte, la ONG denunció que al menos diez civiles murieron hoy domingo, entre ellos dos niños, y decenas resultaron heridos en un ataque perpetrado por helicópteros militares en la provincia meridional de Deraa.

Mientras, el cargamento de ayuda humanitaria de la ONU continúa estancado en la frontera sirio-turca a la espera de poder a acceder a los barrios asediados de Alepo, tal y como confirmó a Efe el portavoz de la Oficina de la ONU para la Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCHA) en Siria, David Swanson.

La distribución de la asistencia humanitaria a los distritos orientales es uno de los puntos del acuerdo de alto el fuego.

Swanson no quiso pronunciarse sobre la posibilidad de que la ayuda no pueda acceder finalmente a los barrios orientales de Alepo tras el fin del alto el fuego esta noche.



 




En esta nota