MUNDO

Suben a 15 los muertos por atentado en Alemania


La canciller Ángela Merkel condenó el brutal "atentado terrorista" 


20/12/2016

 

Suben a 15 los muertos y 45 los heridos por el atentado en Berlín (Alemania) a manos de un refugiado de origen paquistaní.

La canciller alemana, Angela Merkel, afirmó el martes que la matanza en un mercado navideño en Berlín es un "acto terrorista" probablemente cometido por un demandante de asilo, una hipótesis que de confirmarse reavivaría la polémica sobre su política migratoria.

El ataque con un camión, que también dejó 48 heridos, algunos de ellos en estado grave, recuerda por sus circunstancias al cometido hace cinco meses en Niza.


"Sé que para nosotros sería particularmente difícil de soportar si se confirma que este acto ha sido cometido por una persona que ha pedido protección y asilo en Alemania", declaró.

Según el tabloide Bild, el hombre al volante del camión, que fue detenido poco después, es un paquistaní de 23 años llegado a Alemania como demandante de asilo en febrero de 2016. La policía registró por la mañana uno de los grandes centros de refugiados de Berlín, en el barrio de Tempelhof, donde podría haberse albergado el sospechoso.

Merkel se vio inmediatamente criticada por los populistas de derecha, que la acusan de poner en peligro al país al acoger en 2015 a cerca de 900.000 refugiados originarios en su gran mayoría de países del mundo musulmán y 300.000 más este año.

"¡Son los muertos de Merkel!", denunció en Twitter uno de los responsables del partido de derecha populista Alternativa para Alemania (AfD) Marcus Pretzell.

 Asesinado con arma de fuego

"Sólo vi un gigantesco camión negro que irrumpió en el mercado y arrolló a mucha gente; después las luces se apagaron y todo estaba destruido", explicó la australiana Trisha O'Neill a la cadena de televisión Australian Broadcasting Corporation.   Había "sangre y cuerpos por todas partes", incluso de niños y de ancianos, añadió.


Por el momento no se han revelado las identidades de las víctimas. La policía solo dijo que una de ellas es un hombre hallado muerto en la cabina del camión, un ciudadano polaco, que podría ser el titular de vehículo. Las autoridades confirmaron que había sido asesinado con un arma de fuego.  

Las banderas de los edificios públicos ondeaban esta mañana a media asta, y al mediodía se celebró una ceremonia en recuerdo de las víctimas en la catedral de Saint-Hedwige, en el centro de la ciudad.


'Los mercados navideños seguirán abiertos'

El martes las autoridades alemanas indicaron que, pese a lo ocurrido, los mercados navideños permanecerán abiertos durante las fiestas.

El mercado de Navidad está situado en pleno centro de Berlín, a dos pasos de la iglesia del Recuerdo, destruida durante la Segunda Guerra Mundial y una de las principales atracciones turísticas de la ciudad, y cerca de una avenida muy comercial, Kurfürstendamm.

Los accesos al lugar fueron inmediatamente bloqueados por las fuerzas del orden, que el martes se afanaban sobre el parabrisas parcialmente reventado del camión.

Las reacciones de solidaridad se multiplicaron, de Francia a Estados Unidos. El presidente ruso Vladimir Putin condenó el martes el "cinismo y brutalidad" del ataque, un día después de que su embajador en Ankara fuera asesinado por un policía turco.

El drama de Berlín recuerda al atentado de Niza del 14 de julio, reivindicado por el grupo Estado Islámico (EI). Entonces, un camión mató a 86 personas al embestir contra una multitud que festejaba la fiesta nacional de Francia.

El uso de vehículos, especialmente camiones, para embestir a "infieles" en lugares concurridos para provocar el mayor número posible de víctimas es preconizado por los grupos yihadistas desde hace tiempo.  

Hasta ahora Alemania no había sufrido ataques masivos, pero sí algunos ataques aislados como los dos separados protagonizados este verano por un sirio y un demandante de asilo probablemente afgano.



Notas Relacionadas






e-planning ad