MUNDO

La UE acusa a Google por su sistema Android


Dice que comete "abuso de posición dominante". La UE cree que estas prácticas infringen las leyes de competencia. Google asegura que demostrará lo contrario

El sistema Android está en la mira de una comisión de la Unión Europea.

20/04/2016

La Comisión Europea lanzó una nueva ofensiva contra el gigante de internet estadounidense Google a quien acusa de "abuso de posición dominante" por su sistema operativo Android para teléfonos y tabletas, indicó este miércoles en un comunicado.

"Las conclusiones preliminares de nuestra investigación señalan que estas prácticas infringen las leyes de competencia de la UE", dijo Margrethe Vestager, comisaria europea de Competencia, en conferencia de prensa.

Google "persigue una estrategia en el sector de los dispositivos móviles que apunta a proteger y expandir su posición dominante en las búsquedas en internet", añadió.

Para la comisión Google obstruye la innovación al obligar a los fabricantes a que usen sus propias aplicaciones, como es el caso con Samsung o Huawei.

Según la comisión, Google impone "restricciones a los fabricantes de aparatos Android y a los operadores de telefonía móvil" infringiendo así las reglas de competencia europeas.

La comisión reprocha a Google que obliga a los fabricantes, para obtener la licencia de explotación, a "preinstalar Google Search y el navegador Chrome de Google", haciendo del primero el servicio de búsqueda por defecto de sus aparatos.

Asimismo "impide a los fabricantes vender aparatos (...) que funcionen con sistemas operativos de la competencia basado en el código "open source" de Android".

Finalmente le reprocha que otorga incentivos financieros a los fabricantes y operadores "con la condición que preinstalen en exclusividad Google Search".

"Android ayudó a promover un extraordinario -e importante, sostenible- ecosistema, basado en el sistema "open source" y abierto a la innovación", dijo Keant Walker, vicepresidente y consejero general de Google en un comunicado.

Estas es la segunda ofensiva de la Comisión Europea contra Google. Hace un año acusó al gigante de internet de abuso de posición dominante con su motor de búsqueda.

Google se toma en serio la acusación

Google aseguró hoy que se toma "seriamente" las preocupaciones expresadas por la Comisión Europea (CE), que hoy le acusó formalmente de abuso de posición dominante con su sistema operativo Android, y afirmó que trabajará con esa institución para demostrar que es "bueno para la competencia".

"Nos tomamos estas preocupaciones en serio", afirmó la compañía estadounidense en su blog corporativo europeo. "Pero también creemos que nuestro modelo de negocio mantiene bajos los costes para los fabricantes y alta su flexibilidad, a la vez que ofrece a los consumidores un control sin precedentes de sus dispositivos móviles", continuó.

Google garantizó que "trabajará" con la Comisión Europea para "demostrar la cuidadosa manera en que hemos diseñado el modelo de Android, de manera que sea bueno para la competencia y para los consumidores".

La empresa lanzó Android en 2007 como un sistema operativo "gratuito y de fuente abierta, respaldado por numerosos socios de hardware". "Android ha emergido como un motor para el software móvil y la innovación en hardware", subrayó, y agregó que ha "dado poder a cientos de fabricantes para crear grandes teléfonos, tabletas y otros dispositivos".



En esta nota