MUNDO

Iraníes se cosen la boca en la 'jungla' de Calais


La ciudad burguesa de Francia se resiste a ser un campamento de migrantes. La Policía evacua a quienes intentan cruzar a Inglaterra por el túnel de la Mancha

La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste

03/03/2016

Una decena de inmigrantes iraníes se cosió este jueves la boca como protesta contra el desmantelamiento de la parte sur de la llamada "jungla" de Calais, refugio desde hace meses para más de un millar de inmigrantes en el noroeste de Francia.

A pocos metros de uno de los centros de Médicos sin Fronteras (MSF) en ese vasto campamento en territorio francés y frente a la costa británica, acometieron su gesto reivindicativo ante los medios y con el rostro cubierto.

Otro grupo de inmigrantes hizo lo mismo ayer y mostró pancartas con eslóganes como "We are humans" o "Where is your democracy?" ("Somos humanos" o "¿Dónde está vuestra democracia?", respectivamente).

La delegación del Gobierno en la zona difundió entonces un comunicado en el que dio constancia de su "profunda emoción" y subrayó que "nada justifica esos extremos". El gesto de coserse la boca ya había sido empleado por migrantes el pasado noviembre en Grecia, ante la negativa de Macedonia a dejarles atravesar su frontera. 

Lee más: Donald Tusk: "Migrantes, no vengan a Europa"

Desmantelamiento de la "jungla"


El desmantelamiento de una parte del campamento de inmigrantes llamado la "jungla" de Calais se reanudó este jueves, poco antes de una cumbre franco-británica que abordará la situación de esta gran villa miseria.

Iniciados el lunes, los trabajos, destinados a evacuar la zona sur del campamento, avanzaban más rápidamente que la víspera y se concentraban el jueves en un espacio ocupado hasta ahora por refugiados kurdos.

Como en los días precedentes, las operaciones tenían lugar con la presencia de un importante dispositivo policial de protección.

Te puede interesar: Autorizan que Europa actúe contra tráfico de migrantes

En todo el campamento hay entre 3.700 y 7.000 migrantes, en su mayoría sirios, afganos y sudaneses que quieren pasar a Gran Bretaña a través del túnel de la Mancha.

La ciudad burguesa

La ciudad portuaria francesa, paso natural entre el continente europeo y las islas británicas, se resiste a que su imagen se vea vinculada al campamento de inmigrantes que alberga, a su pesar, desde hace años.

,
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste
La Policía francesa levanta el campamento de migrantes en Calais, al noreste


En esta nota



e-planning ad