MUNDO

Fallece una bebé siamesa separada en Argentina


Estaba unida a su hermana por la pelvis. Su cirugía de separación duró siete horas. La bebé tuvo complicaciones después de la operación. La otra está en estado crítico

Luciana y Bianca antes de ser separadas en un hospital de Buenos Aires.
Escuchar el artículo Pausar Lectura

04/05/2016

Bianca, una de las siamesas de 14 meses que fueron separadas el lunes en el Hospital Posadas, de Buenos Aires, murió ayer luego de sufrir una "falla hemodinámica irreversible".

"Comunicamos que la paciente Bianca tuvo una falla hemodinámica irreversible por lo que falleció en el transcurso de esta tarde", indicó el Posadas en un comunicado oficial difundido por La Nación.

Bianca se encontraba unida a su hermana Luciana por la pelvis, y había sufrido fallas renales y hemodinámicas luego de la operación que duró siete horas.

"Por su parte, Luciana sigue en estado crítico, pero responde a la terapéutica implementada. Continúa en terapia intensiva pediátrica con respirador", aclaró el Posadas.

El procedimiento realizado el lunes demandó 7 horas y fue realizado por un plantel de 40 personas que conformaron dos equipos de trabajo para atender a dos pacientes en un mismo quirófano. Especialistas invitados sumaron apoyo de manera desinteresada para realizar esta intervención compleja pero no reglada, donde ambas pacientes corren riesgo de vida.

"Se consideró esta cirugía por aceptación de los padres de correr el riesgo de separarlas y el hospital acompañó en este proceso. Llegaron a este centro de salud desde el periodo de gestación, se atendieron en el consultorio de medicina fetal y recibieron 3 cirugías previas de preparación para la división", agregaron.

De la planificación e intervención participaron los equipos médicos de cirugía infantil, urología infantil, cirugía plástica, terapia intensiva pediátrica, laboratorio, traumatología, diagnóstico por imágenes, hemoterapia, plantel de enfermería e instrumentadoras. Además participaron previamente el servicio de nutrición y el comité de ética.

Aunque estaba programada para octubre del año pasado, la operación de separación de las bebés que estaban unidas por la pelvis se demoró hasta este mes para tratar de minimizar los riesgos, según los médicos. La familia recibió mucho apoyo solidario de la población.



 




En esta nota