bomba de hidrógeno

Condena global al ensayo nuclear norcoreano


El anuncio de la prueba de la bomba de hidrógeno fue criticada por la Unión Europea, Estados Unidos, Rusia y por China, que es principal aliado externo de Corea del Norte

Varias personas ven la transmisión de televisión en Seúl sobre las pruebas de la bomba de hidrógeno por parte de Corea del Norte.
Escuchar el artículo Pausar Lectura

06/01/2016

La Unión Europea (UE) consideró este miércoles como una "grave violación" de las resoluciones de la ONU y "una amenaza a la paz", si se confirma, el anuncio de Pyongyang de que probó con éxito por primera vez una bomba de hidrógeno. La condena se suma a las expresiones de rechazo de gobiernos tan dispares como el de Estados Unidos, el de Rusia y el de China, que es el principal aliado de Corea del Norte.

"El gobierno de la República Popular Democrática de Corea anunció que llevó a cabo un ensayo nuclear", dijo la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, en un comunicado.

"Si se confirma, esta acción representará una grave violación de [sus] obligaciones internacionales (...) expresadas en numerosas resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU y una amenaza a la paz y la seguridad en toda la región del noreste asiático", agregó.

En el comunicado, Mogherini hace un llamado a que Pyongyang se comprometa nuevamente "en un creíble y significativo diálogo con la comunidad internacional, en particular en el marco de las negociaciones a seis y que cese este comportamiento ilegal y peligroso".

Las negociaciones sobre el programa nuclear norcoreano, en las que participan Corea del Norte, Corea del Sur, China, Estados Unidos, Rusia y Japón, están en punto muerto desde 2008.

Mogherini anunció que hablará este miércoles con el ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Sur, Yun Byung-se, así como con su par japonés, Fumio Kishida.

"Trabajaremos con el Consejo de Seguridad (de la ONU), que se reúne este miércoles en sesión de emergencia, para tratar este tema", añadió.

En febrero de 2013, seis días después del tercer ensayo nuclear, la UE reforzó las sanciones impuestas contra el hermético régimen norcoreano.

Pyongyang ya probó tres veces la bomba atómica A, en 2006, 2009 y 2013. Estos ensayos le costaron varias tandas de sanciones internacionales.

A diferencia de la bomba A, que utiliza la fisión nuclear, una bomba de hidrógeno, o termonuclear, utiliza la técnica de la fusión nuclear y produce una explosión mucho más potente que una deflagración por fisión, generada sólo por uranio o plutonio.

El anuncio de Pyongyang dejó escépticos a los expertos, que aseguran que la actividad sísmica registrada tras la explosión indica que se empleó un artefacto mucho menos potente.



 




En esta nota