ARGENTINA

Detienen al único prófugo en la investigación sobre sobornos en el kirchnerismo


En la investigación sobre presuntos millonarios sobornos de empresarios durante los Gobiernos kirchneristas, Oscar Thomas es sindicado de recoger los bolsos con dinero para repartirlos entre altos funcionarios


Oscar Thomas, el único prófugo que quedaba en la causa de los cuadernos, fue detenido este martes en Buenos Aires | Foto: Clarín
Escuchar el artículo Pausar Lectura

18/09/2018

Oscar Thomas, ex director ejecutivo de la Entidad Binacional Yacyretá, central hidroeléctrica construida por Argentina y Paraguay, fue detenido este martes en Buenos Aires tras un mes y medio prófugo, en una causa por presuntos millonarios sobornos de empresarios a funcionarios durante los Gobiernos kirchneristas.

Según confirmaron a Efe fuentes del Ministerio de Seguridad, que había ofrecido una recompensa de 500.000 pesos (12.580 dólares) para dar con Thomas, el arresto, en un apartamento del porteño barrio de Recoleta, lo llevaron a cabo agentes de la Policía Federal, que lo sacaron esposado en medio de un fuerte dispositivo de seguridad.

El empresario figura en varios de los cuadernos redactados por Oscar Centeno, el exchofer del Ministerio de Planificación Federal que durante todo el periodo kirchnerista (2003-2015) anotó con detalle cómo recogía de forma cotidiana bolsos con dinero de diversos lugares de Buenos Aires para repartirlos entre altos funcionarios.

Thomas dirigió durante más de una década el sector argentino de la entidad binacional (Argentina y Paraguay) encargada de la gestión de Yacyretá, la gran central hidroeléctrica construida por los dos países en la frontera, una de las principales empresas generadoras de energía eléctrica de América Latina.

 Por este caso, el juez Claudio Bonadio tomó declaración de 51 personas -varias de ellas en carácter de arrepentidas-, entre empresarios y exaltos cargos, y procesó este lunes a más 40, entre ellas la expresidenta Cristina Fernández (2007-2015), de quien pidió su detención, que de momento no se producirá por ser senadora y tener fueros.

 Fernández es señalada en el expediente como la "jefa" de una asociación ilícita montada para recaudar coimas de empresarios de la obra pública, que buscaban ser favorecidos con contratos.

Actualmente, Thomas, de cuyo paradero en las últimas semanas se han filtrado múltiples versiones a la prensa, era el único prófugo que quedaba, por lo que pesaba sobre él en Interpol una orden de detención internacional.

En el auto de procesamiento, Bonadio relata la supuesta responsabilidad de cada uno de los imputados.

 De Thomas especifica que realizó durante años múltiples pagos al exsecretario de Coordinación y Gestión del Ministerio de Planificación Roberto Baratta, ya detenido y considerado uno de los organizadores de la asociación delictiva.

 Entre los procesados, además de Fernández, el exministro Julio de Vido y el exsecretario de Obras Públicas José López, hay importantes hombres de negocio, como Juan Carlos Lascurain, extitular de la Unión Industrial Argentina -la mayor patronal del país-; Aldo Benito Roggio, dueño del grupo Roggio, y el empresario de la construcción Ángel Calcaterra, primo del presidente argentino, Mauricio Macri.



 




Notas Relacionadas



En esta nota